Diez festejó en una emotiva prueba

Otro notable espectáculo brindó la flamante categoría, con mucha lucha por las posiciones de avanzada.

Apareció un piloto de la "vieja guardia" del automovilismo regional y cantó victoria. El allense Luis "Queso" Diez tuvo su revancha, después de su frustrada presentación en la prueba inaugural donde ni siquiera alcanzó a largar, y ayer conquistó una impecable victoria en la segunda fecha del certamen anual de la flamante monomarca Gol, que tuvo como escenario el autódromo "General Enrique Mosconi".

Sin contar con el auto más veloz de la categoría, pero apelando a su conocido buen manejo y al conocimiento de todos los secretos que tiene el circuito allense, Diez se dio el gusto de festejar ante su público y ratificar que mantiene su vigencia.

Respondiendo a los pronósticos, esta nueva presentación de los "golcitos" tuvo de todo, generando un gran espectáculo. Abundaron los cambios de punta, los sobrepasos en las posiciones intermedias y ninguno le esquivo a la chapa, lo que generó algunas sanciones.

En pista la bandera a cuadros la recibió el líder del certamen Alejandro López, pero un recargo de diez segundos por un toque que le aplicó a Marcelo González le limpió el camino a Diez, quien en las vueltas finales se desesperó para contener la arremetida de Moreiro, quien hizo la "pole" en clasificación.

Precisamente, Moreiro arrancó en punta cuando el semáforo se puso en verde. Y atrás se formó la fila india, pero al transitar por segunda vez la primera curva, Augusto González estiró el frenaje y se lo llevó puesto al primero. Estaba a tiro Marcelo González, quien saltó a la punta, al tiempo que aparecía el auto de seguridad.

Cuando se reordenó el tránsito, Marcelo González se encargó de manejar el trámite de la carrera. La hizo a su conveniencia, mientras que se venían con todo Fernando Quinteros, Alejandro López y Darío Delvas, quienes habían largado desde el fondo.

Quinteros quebró la resistencia de González y se fue para adelante, pero un problema mecánico lo dejó al margen de una prueba que a esta altura tenía mucho calor en pista.

Otra vez González en punta, aguantando la arremetida de López, quien se desesperó y cometió el error de tocarlo en un lugar peligroso, por lo que no tardó en llegar el recargo.

A esta altura, Diez ya estaba segundo y conociendo la sanción del líder, cuidó todo para no tener que sufrir algún sobresalto.

De atrás, Moreiro y González volvieron a recuperar. Es más, el cipoleño hasta lo tocó al neuquino para ascender una posición, mientras que atrás también había movimientos varios.

Al final, cantó victoria el "Queso" Diez, demostrando su vigencia, mientras que López, más allá de la bronca por el recargo, hizo un buen negocio, porque se afirmó al tope de un certamen que con dos fechas ya cautivó a los aficionados y promete mucha lucha en sus próximas presentaciones. Así es la monomarca Gol, no hace falta agregar nada más.

Voces

"Para mi es una satisfacción poder pelearle de igual a igual a pilotos mucho más jóvenes y también ganarles". Así se expresó el allense Luis Diez después de su primera victoria en la monomarca Gol.

Destacó que "me divertí mucho arriba del auto, espero que también la carrera fuera entretenida para los aficionados".

Diez comentó que "fue para adelante todo lo que pude y me ayudó bastante la lucha que se generó por la punta. Los cambios fueron una constante y cuando me enteré del recargo a López, no me preocupé por ir a buscarlo. Teniéndolo a tiro sabía que ganaba y, por suerte, se me dio".

En tanto, el cipoleño Javier Moreiro tenía sensaciones encontradas. Por un lado apuntó que "este segundo puesto es un premio para el equipo y todos los que me apoyan".

Por el otro, destacó que "el toque de "Cachi" (por Augusto González) no tuvo sentido, se tiró en un frenaje con las gomas todavía muy frías".

Por su parte, el neuquino Marcelo González desparramó algunas lágrimas. Aseguró que "es mi última carrera. No tengo presupuesto para seguir, pero demostré que estamos para pelear arriba. Primero me pegó mal López y después Moreiro, sino podía haberme quedado con el triunfo, pero eso ya es historia".

González reconoció que "es una lástima tener que dejar una categoría tan linda y competitiva, pero como todo piloto no pierdo las esperanzas de volver algún día., o que aparezca algún auto para poder subirme".


Comentarios


Diez festejó en una emotiva prueba