Difícil convivencia



#

Gentileza

La recurrente escasez de combustibles generó un problema impensado años atrás para los vecinos del barrio Los Tilos de Roca. “Desde hace más de nueve meses que esta zona de barrio tranquilo pasó a ser un ruidoso y tormentoso lugar para vivir. Largas colas de camiones, autos y motos en cualquier horario nos invaden la cuadra. No importa que sea horario de descanso, como la siesta o la noche. Música a fondo, motores en marcha constantemente, bocinazos, motores de equipos de frío, todo el ruido posible”, se quejó ante este diario un vecino de la estación de servicios ubicada en la intersección de Alsina e Islas Malvinas. Según explicó el hombre, durante los últimos meses hicieron reclamos ante el municipio y la Policía, pero nadie hasta el momento brindó una solución para que las extensas colas de vehículos que esperan por nafta dejen de complicar sus actividades habituales. (Redacción Central)


Comentarios


Difícil convivencia