Doña Rosita, la eterna novia solitaria

Llega "Abanico de soltera", con textos de García Lorca. Se presentará en varias ciudades de la región.





Federico García Lorca es el poeta de aquellas mujeres que sufrieron por amor, por soledad o represión de ilusiones e instintos. Y por estas latitudes argentinas, una voz de mujer se consustanció con el escritor y se metió en la piel de la inolvidable Doña Rosita, la soltera para dar vida al unipersonal «Abanico de soltera. Textos deshojados para una Rosa granadina», una magnífica adaptación de la obra original del escritor español.

La pieza, interpretada por Andrea Juliá y dirigida por Horacio Medrano se presentará en la región en el marco del Circuito Nacional de Teatro.

Estará mañana, a las 22, en el Ámbito Histrión de Neuquén; el jueves a las 21.30, en Casa de la Cultura de General Roca; el viernes a las 22 en La Hormiga Circular de Villa Regina, y el sábado en el mismo horario en la sala El Galpón de Luis Beltrán. La gira culminará el domingo en Río Colorado, donde la obra se presentará a las 21.30, en el Teatro de la Barda.

La mujer que Lorca veía era un ser más pasional que racional, seres impulsados por la corazonada y el instinto. Seres que detrás de una imagen sumisa y reprimida esconden una fuerza de rebeldía y transgresión. Así surgieron en la literatura universal personajes como la joven casadera de Bodas de Sangre, Yerma que pretende conseguir una vida diferente a la que tiene y la rebelde Adela de La Casa de Bernarda Alba. Y también esta Doña Rosita, la soltera, una mujer que con su ajuar de novia sin estrenar espera sin desesperar y termina aceptando dignamente el estigma eterno de la soltería.

Andrea Juliá, la protagonista de «Abanico de soltera», hizo propia la voz de Rosita y adoptó los textos de García Lorca para interpretar esta magnífica versión dirigida por Horacio Medrano. En la página web de la obra, la actriz y autora la define como «un poema dramático para una sola voz», en el que la palabra se va «mixturizando» con la danza, la música y los objetos escenográficos.

«En la piel de esa mujer habitan los fantasmas de los personajes del poeta que recitan sus últimas y solitarias horas. La música hilvana los recuerdos que, como retazos deshilachados por la memoria se mezclan con la poesía», comenta el director a la hora de describir la sinopsis de esta multipremiada pieza.

«Abanico de soltera¨ recibió reconocimientos nacionales e internacionales que la posicionaron como una de las obras preferidas de los grandes jurados. Recibió los premios al mejor espectáculo, iluminación, escenografía, música, actuación y dirección en el Festival de Teatro Rosario Em Cena de Brasil.

Fue premiado como mejor espectáculo unipersonal en el Festival Internacional Cumbre de las Américas en 2005. Además, la obra fue nominada como mejor espectáculo unipersonal dramático en la entrega 2007 de los Premios Estrella de Mar y su protagonista fue nominada como mejor actriz de espectáculo off para los premios ACE en 2006.

Andrea Juliá, es actriz y dramaturga de extensa trayectoria. Sus proyectos se destacan tanto por la innovación en las técnicas dramáticas y escénicas como por su originalidad. Es coautora junto a Fernanda Gómez de la pieza infantil «Mi mu-danza (de aquí para allá» y junto a Stella Matute diseñó el proyecto de visitas guiadas teatralizadas. Esta idea se materializó en el Museo Evita, el Colegio Nacional y la Casa de Ricardo Rojas, todas instituciones de Buenos Aires. (AN)


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Doña Rosita, la eterna novia solitaria