Donde los pibes “son de otro planeta”




Noticias Diarias
>
Recibí las noticias
que te interesan
NEWSLETTER

#

Los pequeños siguen al pie de la letra las instrucciones de los profesionales para prevenir caries.

No sólo felices, sino mostrando una sonrisa de oreja a oreja y repleta de dientes. Así los reciben cuando llegan a pesar de todo. A pesar del frío, de la lluvia o de las heladas que hacen tiritar hasta los huesos. Y también a pesar de las distancias. Kilómetros que, tal vez no son tantos, pero que en los caminos de la Región Sur pueden ser difíciles de llevar.

¿Quiénes son ellos? Niños y niñas. Y también grandes: sus mamás y sus papás. Pobladores de alejados parajes de la Línea Sur rionegrina, como Lipetrén Chico, Lipetrén Grande, Aguada Guzmán, El Cuy, Río Chico. Miembros de comunidades mapuches que recibieron y reciben, cada vez que pueden, a un grupo de odontólogos, docentes y estudiantes, que cada tanto los visitan y se dedican no solo a darle guerra a las caries, sino a educar para prevenir. A enseñar los buenos hábitos de una higiene bucal necesaria, a cuidar la salud, escuchar y compartir experiencias y costumbres.

Algo de esto y mucho más, por cierto, completan el corazón de varios proyectos de investigación y extensión que comenzó a implementar la Universidad Nacional de Río Negro, a través de la carrera de Odontología.

“Desde hace dos años estamos yendo y es increíble. Cómo nos esperan, cómo nos reciben, se alegran cuando llegamos y nos esperan con los vasitos, el cepillo de dientes que les entregamos a cada uno y el espejito donde se miran al cepillarse todos los días”, cuenta Víctor Brion, docente y una de las ‘cabezas’ del proyecto que cada vez conquista más apoyo entre sus pares y alumnos.

La tarea es constante. Se trabaja codo a codo con las comunidades mapuches sureñas, con pleno aval del Consejo para el Desarrollo de las Comunidades Indígenas (Codeci) y el Parlamento Mapuche, que son copartícipes de esta iniciativa. “Apuntamos a mejorar la salud bucal, educar sobre enfermedades prevenibles, por ejemplo hemos detectado que en los adultos la boca está tan mal como en los adultos de la zona urbana. Quiere decir que no tuvieron odontología en toda su vida, no tuvieron acceso por distintos motivos, y nos encontramos con que los chicos tampoco habían visto nunca un odontólogo. Pero en relación, los niños de la meseta, de la Línea Sur, están mucho mejor que los de la ciudad”, explica el profesor.

El interés nació hace tiempo, y logró plasmarse en tres proyectos que empezaron a echar raíces desde el 2010, a partir de una convocatoria de la Fundación Ford para financiar proyectos que mejoraran la situación social de las comunidades mapuches de Río Negro. “Nos presentamos inmediatamente -cuenta Víctor- y logramos que nos asignen los recursos, ya que los viajes son lo más caro, cuesta llevar nuestros chicos (los estudiantes) hasta los parajes. Después nos surgió la inquietud por la investigación porque lo importante es asociar la investigación, la extensión -es decir la Universidad hacia afuera- y la docencia”.

La UNRN viaja a los parajes de la Región Sur para enseñar a prevenir y cuidar la salud bucal

Gentileza

Silvana Salinas

slsalinas@rionegro.com.ar


Comentarios


Donde los pibes “son de otro planeta”