Dramático giro en el caso del letrado desaparecido

Detuvieron a su ex esposa y a tres policías. El amante de la mujer permanece prófugo.



#

Se cree que los policías bonaerenses fueron contratados para "darle un susto" al abogado.

BUENOS AIRES (Télam)- La ex esposa del abogado Cristian Vázquez y tres policías bonaerenses fueron detenidos como sospechosos de haber instigado y participado de la desaparición del letrado, que fue visto por última vez hace 10 días en la localidad de Monte Grande.

Además, los investigadores buscan a un quinto acusado, el supuesto amante de la ex esposa de Vázquez, que está prófugo y, según uno de los efectivos detenidos, fue quien atacó al abogado para asustarlo y luego hacerlo "fiambre".

Los pesquisas presumen que la mujer y su amante contrataron a los policías para secuestrar o asesinar al abogado, con aparentes fines económicos y pasionales.

Los voceros explicaron que las detenciones se efectuaron entre el miércoles y ayer en el

partido de Esteban Echeverría, al sureste del conurbano, en el marco de un trabajo conjunto de las policías de Investigaciones, Científica y de Seguridad.

Los tres policías detenidos fueron identificados como el sargento Juan Alvarez y los oficiales Maximiliano Yazalde y Alejandro Scibler, quienes prestaban servicio en la comisaría de Canning, en Esteban Echeverría, vecina a la de Monte Grande.

En tanto, la ex mujer del abogado es María Alejandra Dahau (47) con quien el letrado atravesaba un conflictivo proceso de divorcio, que incluía la apropiación de bienes, declaraciones de insolvencia y reducción de la cuota alimentaria de dos hijas

de ambos, de 12 y 15 años.

Los sospechosos fueron acusados de "privación ilegal de la libertad doblemente agravada".

Los pesquisas sospecharon de la participación policial tras encontrar la huella digital de uno de ellos en un mueble de la casa de Vázquez, que fue hallada toda revuelta y con un balazo incrustado en el suelo, a poco de la desaparición del abogado.

Como ese efectivo no estuvo afectado a la investigación, no había motivos para que su huella estuviera allí, por lo que los investigadores del caso comenzaron a unir cabos hasta llegar a esbozar la trama de lo que pudo haber sucedido.

De acuerdo a la pesquisa, uno de los tres policías fue contactado por Dahau, quien a cambio de 2.000 pesos -de los cuales sólo pagó 1.000- le pidió que interceptara a su ex esposo para darle un "susto".

Aparentemente, ese policía sumó al "trabajo" a dos compañeros de la seccional, con quienes vestidos con el uniforme provisto por la fuerza interceptó al abogado en una esquina de Monte Grande, cuando regresaba en su Volkswagen Bora a su casa.

Al parecer, tras la captura, el supuesto amante de Dahau y uno de los policías fueron a la casa de Vázquez, a la que entraron con unas llaves aportadas por la mujer.Allí revolvieron todo, aún no se sabe si con el fin de montar una escena o robar algo.


Comentarios


Dramático giro en el caso del letrado desaparecido