Duros cuestionamientos a Alberto Fernández por el caso SW

'El gobierno está moralmente tranquilo', desafió.



El jefe de Gabinete, Alberto Fernández, debió afrontar ayer fuertes críticas de la oposición parlamentaria en torno al escándalo de las “narcovalijas” y dijo en la Cámara de Diputados que el gobierno está “moralmente tranquilo” por la forma en que actuó en este controvertido caso.

Volvió a a responsabilizar a la relevada cúpula de la Fuerza Aérea de haber ocultado información en el caso de trafico de drogas a través de la empresa Southern Winds.

“Cuando preguntamos por qué no nos informaron, la Fuerza Aérea reconoció no haberlo hecho porque el tema no revestía importancia”, destacó el jefe de Gabinete.

Fernández defendió, además, el acuerdo entre Southern Winds (SW) y la aerolínea estatal LAFSA -mediante el cual el Estado le giraba a la empresa 7 millones de pesos mensuales-, aún cuando tras la difusión pública del tráfico de drogas en un vuelo de la compañía el gobierno canceló el contrato que los vinculaba.

Antes de que Fernández asistiera al recinto, el Poder Ejecutivo elevó hoy al Congreso la nueva Ley de Seguridad Aeroportuaria, que impulsa la desmilitarización en el control de las aeroestaciones, y crea la Policía de Seguridad

Aeroportuaria (PSA), a cuyo frente estará un civil. La norma regula el funcionamiento de la PSA que dependerá del ministerio del Interior a través de la Secretaría de Seguridad Interior, y que reemplazará a la Policía Aeronáutica, a cargo entonces de la Fuerza Aérea y que fue intervenida a raíz del escándalo de tráfico de drogas a España a través de vuelos de Southern Winds. (Ver recuadro)

 

Fuerte tensión

 

En su exposición ante los diputados, que estuvo cargada de tensión debido a un fuerte embate de la oposición, el funcionario advirtió además que “en el caso Southern Winds existen intereses comerciales profundos que tienen que ver con el mercado aerocomercial argentino”.

“Yo voy a contestar todas las preguntas que me hagan sobre este tema, pero quiero expresar que estamos seguros de que en el gobierno no estamos sirviendo a ningún interés comercial, a ningún monopolista del mercado aeroportuario, señaló.

No obstante, las explicaciones del funcionario no convencieron a la oposición, que lo embistió duramente por el accionar del gobierno en el escándalo de las “valijas voladoras”.

También los diputados opositores calificaron de “soberbio” a Fernández, quien al inicio de su exposición minimizó la responsabilidad del gobierno en el controvertido caso.

“Vamos a contestar todas las preguntas porque gracias a Dios tenemos todas las respuestas”, fueron sus primeras palabras. Inmediatamente después, el jefe de Gabinete señaló, al referirse al caso SW, que “la coyuntura nos lleva a hablar de cosas que nada tienen que ver con la realidad”.

Estas palabras, sumado a que desde la Jefatura de Gabinete no se les remitió a los diputados las respuestas a las más de 700 preguntas que formularon -a las que Fernández calificó de “papelitos”- hizo que se generara un encendido debate en el recinto de la Cámara baja.

El diputado radical Luis Molinari Romero abrió el fuego y criticó en duros términos a Fernández, a quien calificó de “soberbio” por su actitud en torno al tema de SW.

Molinari Romero aseguró además que el presidente Néstor Kirchner “mintió al pueblo” cuando dijo que “no sabía” sobre el caso de las “valijas voladoras”, que le costó el puesto al ex titular de la Fuerza Aérea Carlos Rohde, y a toda la cúpula de la ahora disuelta Policía Aeronáutica.

Además de las controversias que desató el escándalo de SW y los 7 millones de pesos mensuales de subsidio estatal que recibió la empresa desde septiembre del 2003, la oposición también cuestionó al secretario de Transporte, Ricardo Jaime.

La presencia de Fernández fue la primera visita de un funcionario del Poder Ejecutivo a Diputados después del escándalo del narcotráfico, y la segunda al Congreso luego de la presencia del canciller Rafael Bielsa, quien semanas atrás se presentó ante la comisión de Relaciones Exteriores del Senado.

Antes de que el jefe de Gabinete ingresara al recinto, el jefe del bloque justicialista de la Cámara baja, José María Díaz Bancalari, se había preocupado por aclarar que la visita del funcionario no constituía una “interpelación” por el caso de SW.

Díaz Bancalari señaló, además, que la visita de Fernández se encuadró en la obligación constitucional que tiene el funcionario de concurrir en forma bimensual al Congreso.

El mismo argumento esgrimió el jefe de Gabinete una vez que se sentó frente a los diputados, cuando con un marcado fastidio sostuvo que pretendía exponer sobre “la recuperación del país”, pero estimó que eso sería “difícil” en ese contexto.

(DyN y Télam)

LAN ya tiene a sus socios locales

Los abogados Jorge Pérez Alati y Manuel Benites concretaron la adquisición de 51% de la compañía Aero 2000, como paso previo a su constitución como socios mayoritarios locales de LAN Argentina.

Una vez concretada la adquisición, la compañía usará el nombre de LAN Argentina y será parte de la alianza de LAN (Latin American Networks), de acuerdo con lo informado por la empresa chilena en un comunicado.”Manifestamos nuestra enorme satisfacción por este nuevo desafío empresarial que comienza, con el objetivo de transformar a LAN Argentina en la mejor alternativa de transporte aéreo al servicio del país y su gente. Es un gran orgullo participar en este proyecto emprendedor que constituye un gran aporte al desarrollo económico, social y turístico de Argentina”, dijeron los letrados.

Después de haber estallado el escándalo de las valijas con drogas que volaron a Madrid por Southern Winds, el Gobierno le retiró a ésta el subsidio que involucraba también al personal de la aérea estatal LAFSA.

Para evitar el despido del personal, se aceptó la propuesta de LAN quien está arreglando con los gremios aeronáuticos la incorporación por tres años del personal de LAFSA y de AeroVip.

Las leyes aeronáuticas argentinas impiden que una empresa extranjera sea la titular de la mayoría del paquete accionario de una compañía aérea, por lo que el Grupo LAN -que será la responsable operativa de LAN Argentina- optó por comprar 49% de una empresa que no volaba (Aero 2000) y ahora por acercar socios locales, ligados a un conocido estudio jurídico, pero sin experiencia en el negocio aeronáutico, para que se hagan cargo del 51 por ciento restante. (DyN)

“Es un soberbio”

La mayoría de las críticas de los diputados de la oposición estuvieron centradas en cuestionar el contenido de la exposición realizada por el jefe de Gabinete y se quejaron por la falta de respuestas a las preguntas formuladas por los legisladores la semana pasada.

También, varios diputados calificaron de “soberbia” a la exposición del jefe de Gabinete, planteadas por el radicalismo, a través del legislador por Córdoba, Luis Molinari Romero, y por el jujeño Alejandro Rodríguez Nieva, que pidió una moción especial de censura contra el funcionario “por el respeto al Congreso”.

En esa línea, el titular del bloque del radicalismo, Horacio Pernasetti, manifestó su preocupación “por la actitud del jefe de gabinete de tratar de hojitas a las preguntas” y consideró que esa referencia “implica un menosprecio a un requerimiento legitimo”.

En tanto, desde el bloque Provincias Unidas que responde a Adolfo Rodríguez Saá, Claudio Poggi, advirtió sobre “discriminación” por parte del gobierno nacional que sufre la provincia de San Luis.

Por su parte, el diputado demoprogresista por Santa Fe, Alberto Natale, requirió información al jefe de Gabinete en torno a la deuda pública, los compromisos con el FMI, la recaudación y los impuestos distorsivos.

Desde el bloque macrista de Compromiso para el Cambio, Federico Pinedo, sugirió al gobierno “ser prudente y generar confianza y no hacer cosas que están cerca de los actos que el Código Penal cuestiona”.

Tras repasar algunas de las preguntas que formuló al jefe de Gabinete, la diputada de Frente para el Cambio, Alicia Castro, calificó de “ruinoso” al acuerdo entre Lafsa y Southern Winds, a la vez que reclamó “funcionarios honestos e idóneos”. “El gobierno despilfarró fondos del pueblo argentino en una empresa que era inviable”, añadió.

Luego de esas exposiciones, y al cierre de esta edición, el jefe de Gabinete se disponía a responder las inquietudes de los legisladores aunque puede excusarse en el informe escrito o comprometerse a responder en los próximos días con mayor precisión sobre cuestiones puntuales, luego de realizar consultas con otras carteras del Ejecutivo.

(Télam)

Nota asociada: Enviaron al Congreso la nueva ley de control de a aeropuertos  

Nota asociada: Enviaron al Congreso la nueva ley de control de a aeropuertos  


Comentarios


Duros cuestionamientos a Alberto Fernández por el caso SW