Echan a jefe policial para descomprimir situación y Varizat sigue preso

La medida era reclamada por los manifestantes. Marchan hoy para repudiar el grave incidente. Los K pasaron el fin de semana en El Calafate.



#

Manifestantes movilizados realizaron un abrazo al hospital de Gallegos, donde permanece en estado grave una docente atropellada. Wilfredo Roque, ex jefe policial de Santa Cruz.

RIO GALLEGOS.-En un claro gesto del gobierno para descomprimir la situación crítica en Santa Cruz, el jefe de la policía, Wilfredo Roque, fue desplazado, mientras la Mesa de Unidad Sindical ratificó la huelga y movilización para hoy, en repudio al incidente en que fueron atropelladas 17 personas por el ex ministro kirchnerista Daniel Varizat, quien sigue preso.

El ministro de Gobierno, Pablo González, confirmó ayer que la renuncia de Roque fue aceptada por el gobernador Daniel Peralta y que el segundo jefe de la policía, comisario Sergio Martín, tomará su cargo.

Mientras tanto, el matrimonio Kirchner seguía los hechos desde El Calafate. Su propia ciudad se ha convertido en territorio hostil.

Los gremios estatales reclamaron la renuncia del jefe policial desde la represión de mayo contra municipales.

Trabajadores estatales y docentes que integran la mesa de unidad realizaron ayer un abrazo simbólico al hospital de Río Gallegos, donde sigue internada en grave estado una maestra de 52 años que fue embestida por la camioneta de Varizat.

 

Preso

 

Varizat, ex ministro de gobierno provincial y ex legislador de la provincia en el Senado, quedó preso tras declarar el domingo ante la justicia en la causa por la que se le imputan lesiones graves.

La justicia le negó un pedido de excarcelación porque la sumatoria de penas por los delitos que se le imputan supera los ocho años de prisión.

Representantes gremiales de docentes, judiciales, municipales y estatales confirmaron que hoy se realizará un paro y una movilización por las calles de esta capital para repudiar el incidente en el ex ministro de Gobierno atropelló a un grupo de manifestantes, el viernes sobre la calle San Martín.

La marcha se realizará a partir de las 16:30 y el paro comenzará a las 8.

Dirigentes de la Mesa de Unidad Sindical se reunieron ayer con el obispo de Río Gallegos, Juan Carlos Romanín, quien propuso buscar soluciones para “restaurar la paz social”.

El obispo dijo ayer que vive con “gran preocupación” los últimos incidentes ocurridos en Santa Cruz y sostuvo que desde la Iglesia Católica “queremos sumar soluciones a esta profunda crisis”.

En ese marco, ofreció la sede del obispado como “espacio que nos lleve a la reflexión y a tomar medidas para restaurar la paz social que se ha quebrado. Si se hubieran tomado medidas con anticipación, muchas cosas se hubieran descomprimido de otra manera”, dijo el prelado.

Fuentes médicas del hospital de Gallegos dijeron que de acuerdo al último parte médico sigue internada “en situación crítica” la docente Marta Guillarmaz, de 52 años. (DyN)


Comentarios


Echan a jefe policial para descomprimir situación y Varizat sigue preso