EE. UU. calificó de delito la fuga e intenta minimizar el daño

Wikileaks justifica la publicación en la defensa de derechos humanos



#

La jefa de la diplomacia estadounidense lamentó el “bochorno” que pudiera haber ocasionado a algunos colegas y gobiernos.

AP

WASHINGTON (AFP/ AP) - Estados Unidos calificó ayer de “delito grave” y de “ataque contra la comunidad internacional” la filtración de miles de notas confidenciales diplomáticas de su país divulgadas por el sitio de internet WikiLeaks y pidió disculpas a los países involucrados. “Esas publicaciones no representan sólo un ataque contra los intereses diplomáticos estadounidenses. Representan también un ataque contra la comunidad internacional”, dijo la secretaria de Estado Hillary Clinton . Los medios que divulgaron los documentos defendieron la decisión, que dijeron sirve al interés de la ciudadanía. “No es nuestra tarea defender a gobiernos” dijo el director de “Ela País” El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, dijo que Estados Unidos intentaba encubrir evidencia de “abusos a los derechos humanos y otros comportamientos criminales” y recordó que ninguna de las revelaciones amenaza la seguridad. “Si hablamos de tensión en relaciones bilaterales o situaciones embarazosas, eso no entra en la categoría de seguridad nacional”, afirmó el portavoz. Clinton se abstuvo de precisar el contenido específico de los cablegramas pero afirmó que el gobierno de Estados Unidos “lamenta profundamente’’ cualquier bochorno diplomático que cause la difusión de esos textos. Estados Unidos afirmó que investiga a WikiLeaks y que juzgaría a su fundador, Julian Assange, en caso de que haya violado la ley . El Pentágono condenó la divulgación de documentos y afirmó haber tomado medidas para evitar que ello vuelva a suceder en el futuro. Sin embargo, nuevas medidas para impedir la obtención de datos sensibles no garantizan que no habrá nuevas fugas en el futuro, dijo un portavoz. Clinton trató de restarle importancia a la divulgación de documentos diciendo que las opiniones sobre ella son peores. “Puedo decir que en mis conversaciones, al menos uno de mis colegas me dijo: ‘No te preocupes por esto, deberías ver lo que se dice de tí”, dijo . La broma de fue el único momento en el que Clinton realizó comentarios distendidos . “Esto está bien entendido en la comunidad diplomática como parte del dar y tomar y desearía que seamos capaces de ir más allá de esto y volver a trabajar juntos en nombre de nuestros objetivos comunes”, añadió . * Apoyo de aliados. Washington, Londres, París, Berlín, Bruselas y Roma condenaron la publicación “irresponsable y peligrosa” de estos documentos “están desatando una crisis diplomática mundial”, cuyo impacto resumió el canciller italiano, Franco Frattini: “Es un 11 de septiembre para la diplomacia mundial”.

Secretos de EE. UU. revelados


Comentarios


EE. UU. calificó de delito la fuga e intenta minimizar el daño