EE. UU. pone la lupa en dinero de las FARC





BOGOTA (AFP) – La extradición de una líder de las FARC, conocida como 'Sonia', autorizada el viernes por Bogotá, le permitirá a Estados Unidos conocer en detalle las finanzas de esa guerrilla y su peso en el negocio de las drogas, según analistas.

Sospechosa de manejar el 50% de las finanzas del grupo rebelde, 'Sonia' comparecerá en breve ante la justicia norteamericana luego de que el presidente Alvaro Uribe autorizara, con el aval de la Corte Suprema, su extradición por narcotráfico. Su entrega representa para las FARC un golpe tan o más contundente que el de la extradición de 'Simón Trinidad' el pasado 31 de diciembre, señalaron observadores consultados por la AFP, al advertir sobre la información valiosa de la que dispone la insurgente.

«Con 'Sonia' en sus manos, Estados Unidos llegará a tener información de primera mano acerca de los vínculos de las FARC con el narcotráfico, y su relación con organizaciones extranjeras, populares, incluso gubernamentales, que podrían estar tácita o expresamente colaborando con la guerrilla», indicó el analista Vicente Torrijos. En su concepto, los datos que suministre 'Sonia' serán clave para que Washington «engrose los expedientes del grupo marxista y pueda solicitar la extradición de otros cabecillas».

La líder rebelde está solicitada por una corte del Distrito de Columbia «por importar a EE.UU. cinco kilos o más de cocaína», por distribución de la droga y su elaboración, según la resolución de Uribe. 'Sonia', de 37 años, conocida también como 'Nayibe o Anaibe Rojas', fue capturada el 10 de febrero de 2003 en Cartagena del Chairá (600 km al sur de Bogotá). «Para el Ejército, su detención fue más importante que La del propio 'Trinidad', toda vez que manejaba un porcentaje elevado de recursos en pesos y dólares para el Bloque Sur», indicó el diario El Tiempo.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
EE. UU. pone la lupa en dinero de las FARC