El capítulo del pueblo mapuche seguirá sin cambios

MPN y UCR habían aprobado un despacho antes de los incidentes.

NEUQUEN (AN).- El capítulo mapuche quedó afuera de la reforma constitucional. El tema se pudo conocer con precisión después de contradictorias declaraciones que formuló el convencional radical Hugo Prieto durante la jornada.

Poco antes de las 15 de ayer, Prieto dijo en una conferencia de prensa que el tema mapuche se habilitó para tratar en el plenario y que su bloque fue el que proporcionó la llave, a través de un proyecto que tuvo el acompañamiento del Movimiento Popular Neuquino (MPN). A media tarde, en el boletín de prensa de la gobernación, se publicó una noticia que indicaba que se había retirado el despacho de la UCR, por lo que el tema quedaba afuera. Y a las 19.30, en declaraciones a una radio, Prieto confirmaba que eso era cierto, de modo que quedo desactualizado lo dicho anteriormente por el convencional quiroguista, acerca de que la UCR fue el instrumento que permitió avanzar con este delicado asunto.

No se informó en qué momento se retiró el proyecto, atendiendo la particular situación que ayer se vivió en la Convención donde el oficialismo estuvo ausente por decisión propia. Sin embargo, el informe del boletín de prensa oficial dice que los convencionales de la UCR y del MPN decidieron no suscribir el despacho.

El intento por incorporar un reconocimiento constitucional a los mapuches ya forma parte del capítulo de negociaciones más ásperas entre oficialismo y la oposición. El delicado equilibrio que intentaron sostener concluyó de la peor manera, con represión en la calle y destrozos de vidrios en el Concejo Deliberante, sede de la Convención, tal como adelantó este diario en su edición de ayer.

Además derivó en la interrupción de los trabajos en comisión, por decisión del bloque del MPN.

Las tratativas fueron extensas. El oficialismo comenzó con un piso muy alejado de las pretensiones de los mapuches y no muy cerca de lo que proponía el Interbloque. El MPN no quiere reconocer la preexistencia de los mapuches ni incorporar en l Constitución la definición de pueblo mapuche.

Pedro Salvatori, jefe del bloque del MPN, advirtió ayer que era riesgoso incorporar la palabra pueblo porque puede derivar en la creación de un Estado dentro de otro Estado. La oposición le respondió que la salida era aclarar en la Constitución que la palabra pueblo excluía la interpretación del derecho internacional.

Finalmente hubo una aproximación cuando el oficialismo aceptó modificar la definición de "pueblo mapuche" por la de "pueblos indígenas neuquinos". Pero pidió el respaldo de todos los bloques y esa exigencia llevó a todos de nuevo a un pantano.

En la oposición estaban dispuestos a firmar, pero no todos. Entendían que era un camino intermedio para que el tema llegara al recinto y lo habían acordado de ese modo en el Interbloque. Los mapuches no estaban de acuerdo con el texto, pero habían aceptado la salida.

Cuando el oficialismo pidió la firma de todos los convencionales de la comisión, la trabajosa negociación se derrumbó en un instante.

Luego el MPN se retiró y regresó más tarde a la comisión apoyando el despacho del convencional radical Prieto, el que generaba mayor resistencia en la oposición y entre los mapuches.

Allí comenzaron los gritos y los incidentes afuera que culminaron con la represión y el retiro del oficialismo.

Ayer hubo denuncias cruzadas sobre las responsabilidades de este fracaso. Pero lo más concreto que quedó es que las comunidades aborígenes no tendrán en Neuquén ni siquiera el piso de la Constitución Nacional que reconoce la preexistencia étnica y cultural de los pueblos indígenas argentinos. "Se perdió una oportunidad histórica", dijo el convencional Oscar Nahuel.

Notas asociadas: El MPN se quedó sin imponer la reforma del régimen económico  

Notas asociadas: El MPN se quedó sin imponer la reforma del régimen económico  


Comentarios


El capítulo del pueblo mapuche seguirá sin cambios