El contrato de Román no pasa de esta semana



#

Ameal será el encargado de reunirse con el representante de JR.

Claudio Borghi afirmó “Riquelme va a seguir en Boca” y respiró tranquilo. Ayer, al menos en la palabra del nuevo entrenador xeneize, la situación de JR estaría arreglada al menos de palabra. “Ya está, me lo confirmaron recién. Riquelme va a seguir en Boca”, comentó Borghi a la prensa, ya que había pedido que el futbolista se quedara en el club. Según fuentes cercanas al club de la Ribera, la próxima semana habría una reunión decisiva entre el presidente Jorge Amor Ameal y el representante del futbolista, Daniel Bolotnicoff, en la que se firmaría la continuidad de Román. La demora es producto de que Bolotnicoff se encuentra en el exterior. El contrato sería por cuatro años, como exigió Riquelme desde un primer momento, aunque en el último el futbolista cobraría una cifra menor a la de los años anteriores. El vicepresidente aurizaul, José Beraldi había dicho por la mañana que confiaba en acordar la renovación del contrato de Riquelme, pero destacó la “responsabilidad” que tiene la dirigencia de ajustarse a la economía del club. “Nadie tiene que apuntar al presidente porque es una decisión conjunta, acá no hay nadie que no quiera que Román siga jugando al fútbol en Boca, pero tenemos la responsabilidad de pensar en la situación económica del club. Esperemos llegar a un acuerdo”, señaló el vicepresidente. En tanto, Beraldi informó que persisten las diferencias económicas en las gestiones tendientes a contratar al defensor de Argentinos Juniors Matías Caruzzo y estimó que esa posibilidad “hoy es más no que sí”. “Yo estuve en Sudáfrica hablando con el presidente (de Argentinos, Luis Segura), tenemos diferencias económicas y esperemos cerrarlo, pero es el último intento y de esta semana no puede pasar, esto llevó demasiadas idas y vueltas”, confió Beraldi, y sentenció: “Argentinos está plantado en una situación que no está en nuestros planes”.

Archivo


Comentarios


El contrato de Román no pasa de esta semana