El EPEN lucha contra la adversidad para darle luz a Aluminé

Un temporal averió unos 100 postes de la línea de media tensión, que tiene puntos a los que sólo se puede acceder a pie. Para no afectar al turismo, contrataron grupos generadores.



NEUQUÉN (AN) – La empresa provincial de electricidad, el EPEN, trabaja contra la adversidad para reparar los más de 100 postes que salieron de servicio en la línea de media tensión que lleva energía a la zona central de la cordillera neuquina. Un temporal de nieve y viento causó el desperfecto en una zona, la de El Atravesado, adonde sólo se puede acceder a pie.

La empresa salió ayer a explicar los motivos por los que el servicio en la zona de Aluminé está resentido. Recordó el temporal y aclaró que debido a ello la prestación se realiza con el apoyo de equipos de generación locales.

Las condiciones de trabajo son sumamente complicadas por lo escarpado del terreno y las consecuencias de las nevadas.

El EPEN dispuso un plan de contingencia con dos objetivos: reparar los desperfectos más importantes para reponer el servicio en el menor tiempo posible y desarrollar un plan para todas aquellos arreglos que, aunque necesarios, no impiden la entrada en servicio de la línea y la reposición del suministro, según se explicó desde la empresa.

La línea de media tensión que abastece Aluminé y Villa Pehuenia atraviesa zonas de difícil acceso, al punto que hay sectores a los que sólo se llega a pie (ni siquiera en 4×4). “Los daños producidos en los postes de madera fueron importantes y si bien en un primer momento se decidió hacer las reparaciones mínimas y reponer el servicio, se diagnosticó la necesidad de acudir en forma inmediata a un plan de tareas que permita reparar totalmente las estructuras porque ante nuevos temporales se podrían producir nuevas roturas en postes o estructuras que habían quedado dañadas parcialmente”, dice la comunicación del EPEN.

Para encarar las maniobras “se elaboró un plan de tareas programadas, que necesariamente requieren cortes de suministro a las localidades de Aluminé y Villa Pehuenia”, añade la información.

En virtud de que la temporada turística de invierno está en su punto más alto, “se decidió alquilar equipos de generación para prestar el servicio durante los cortes programados” con un costo mensual de 100.000 pesos, más el costo del combustible.

“En síntesis, se decidió la reparación de las instalaciones y a la vez se hicieron las inversiones necesarias para impactar lo menos posible el servicio”, aclaró el ente.

Negaron en el ente que, como dijo el ex intendente Damián Romero, los cortes sean una constante. “Sí es cierto que tenemos problemas por las condiciones climáticas de la cordillera y esto pasa en cada invierno y es inevitable que así sea”, reconocieron.


Comentarios


El EPEN lucha contra la adversidad para darle luz a Aluminé