El festejo está en suspenso

Collino hizo podio en La Plata, pero le objetaron un elemento del 408.



#

Gentileza(Foto: Gianfranco llegó tercero en pista, pero quedó complicado en la técnica. )

Gianfranco Collino subió al podio en La Plata, aunque para festejar su tercer lugar en la quinta fecha del TC 2000 tendrá que esperar la decisión de los técnicos de la CDA, porque un elemento de su Peugeot 408 fue cuestionado por lo que la clasificación quedó en suspenso. El reginense, quien clasificó sexto, ganó la primera llave del Súper 8 y perdió en una de las semifinales, por lo que largó cuarto la final del TC 2000. Collino no movió bien y quedó sexto. Una vez que se acomodó la fila, empezó a avanzar hasta llegar al tercer lugar. Después del último ingreso del auto de seguridad, Collino tenía a tiro tanto al puntero Julián Santero como a su escolta Matías Milla, pero un auto desgastado en la recuperación se lo impidió. El tercer lugar era un negocio impecable, porque lo dejaba en el mismo lugar en el certamen. La sorpresa llegó en la técnica, cuando fue cuestionado el amortiguador delantero del 408 del equipo DTF Racing. “El amortiguador tiene un embolo con doble labio. Hay dos modelos. El técnico Ángel Portela decidió la exclusión. No había patrón, sólo foto para comparar, por lo que el equipo decidió apelar y la clasificación quedó en suspenso”, contó Collino.


Comentarios


El festejo está en suspenso