El gabinete, concentrado en el análisis judicial





El Ejecutivo rionegrino cerró el viernes una semana de escasa actividad en Casa de Gobierno. La denuncia por los sobresueldos absorbió la actividad de ministros y secretarios, repitiéndose las reuniones para definir la estrategia judicial y de comunicación. La disponibilidad y entrega de los recibos que dijo tener el secretario general de la Gobernación, Francisco González, fue uno de los dilemas en la evaluación. La Justicia por ahora no se muestra interesada en explorar esa vía, pero podría requerir esa información en cualquier momento. Por su parte, en la Fiscalía de Investigación existía confusión sobre esa documental. Ocurre que uno de los expedientes aludidos en el escrito presentado el miércoles por los ministros se referencia en más de medio millar de folios. Ese volumen permitía presumir que allí se podría disponer de los aludidos recibos aunque fuentes oficiales dicen que los registros de liquidación no incluyen esos papeles. Otro de los focos de atención en la semana que comienza será la actuación del Tribunal de Cuentas. Como acción de defensa, los integrantes del gabinete provincial pidieron al organismo encabezado por Pedro Casariego, Carlos Malaspina y Daniel Bossero que se realice una auditoría, con el fin de constatar las acciones relativas al pago del adicional por “Dedicación Exclusiva Funcional” en el ámbito del Poder Ejecutivo.


Comentarios


El gabinete, concentrado en el análisis judicial