El gobierno lanzó un plan para construir 120.000 casas

Esperan generar unos 360.000 empleos.



El gobierno nacional lanzó ayer el Plan Federal de Construcción de Viviendas, que contempla la construcción de 120 mil unidades habitacionales, con una inversión cercana a los 3.900 millones de pesos y la creación de unos 360 mil puestos de trabajo en todo el país.

En Río Negro se construirán 3.000 viviendas y en el caso de Neuquén, 1.400 casas. Esta última cifra fue considerada baja por el gobierno neuquino. En este sentido, el gobernador Jorge Sobisch fue uno de los pocos gobernadores que no asistió al acto que encabezó el presidente Néstor Kirchner.

A través de la firma de un convenio marco entre la Nación y las provincias de todo el país, el ambicioso plan apunta a reducir fuertemente el déficit habitacional que afecta a una importante franja de la población, fortalecer la reactivación económica y contribuir a bajar los elevados índices de desempleo.

Con una fuerte presencia de gobernadores en un acto que se realizó en el Salón Blanco de la Casa de Gobierno, Kirchner afirmó que este gobierno “va a batir todos los records históricos de obra pública” y criticó la concepción de la década del '90 que consideraba a la obra pública como “gasto improductivo”.

No obstante, el presidente también advirtió que la implementación de este plan “tiene un tiempo, no es inmediato” sino que requerirá de la voluntad de los gobernadores, intendentes y empresarios para poder llevar adelante las obras “rápidamente”.

El jefe del Estado sostuvo que a partir de este anuncio, se abre “un proceso licitatorio de entre 60 y 90 días”, previo al arranque de las obras, e instó a los mandatarios provinciales y municipales a aportar su parte “para conseguir rápidamente las tierras” para construir las viviendas.

El presidente sostuvo que este plan “apuesta a consolidar al empresariado nacional y a los trabajadores argentinos” y a generar “una importante síntesis de crecimiento” para el país.

A su turno, el secretario de Obras Públicas, José López, fue el encargado de detallar los alcances del programa de construcción de 120 mil viviendas en las siete regiones del país, que se concretará con una asignación presupuestaria de casi 3.900 mi

llones de pesos.

El funcionario precisó que el plan prevé la construcción de 48 mil viviendas en el área metropolitana (capital, conurbano e interior de la provincia de Buenos Aires); 8.200 en Patagonia Sur; 5.800 en Patagonia Norte; 12.000 en Cuyo; 15 mil en el NOA; 13 mil en el NEA y 18 mil en la región Centro.

Asimismo, sostuvo que la instrumentación del programa permitirá crear unos 360 mil nuevos puestos de trabajo, de los cuales 240 mil son directos y 120 mil indirectos.

En Neuquén, el diputado ultrasobischista Manuel Gschwind lamentó que el programa federal de construcción de viviendas asigne a Neuquén sólo 1.400 unidades “sobre un total de 120 mil”. Consideró que el tratamiento es “discriminatorio” y ocurre lo mismo que con el plan vial nacional, que invertirá 1.300 millones de pesos pero la provincia “se lleva cero” aunque beneficia a otras, entre ellas “Santa Cruz, con 500 millones de pesos”. Las declaraciones del legislador provincial fueron difundidas ayer por la tarde desde la oficina de prensa de la Gobernación.

En diálogo con “Río Negro”, Saiz afirmó que su provincia será beneficiada por el programa presentado en la víspera por 3000 nuevas viviendas, que en principio se evaluará como distribuir por zonas, para luego convocar a las licitaciones correspondientes.

A su turno, el jefe del Bloque Justicialista de Senadores, el rionegrino Miguel Pichetto, dijo que el peronismo controlará la manera en que el gobierno provincial administrará los fondos que la Nación destinó a Río Negro en el marco del Programa de Construcción de Viviendas.

(DyN/AN/ABA)


Comentarios


El gobierno lanzó un plan para construir 120.000 casas