El kirchnerismo duro admite que Cristina “puede ir presa”

La legisladora Ocaña, autora de varias denuncias contra el gobierno anterior, había afirmado que “no es imposible que la ex presidenta termine tras las rejas”.



#

Comprometida. La ex mandataria ha visto avanzar en las últimas semanas las causas en su contra.(Foto: archivo )

La diputada nacional kirchnerista Diana Conti admitió ayer que la expresidenta Cristina Fernández “puede ir presa” en alguna de las distin tas causas en las que se la investiga, aunque “no porque haya una causa real” para su encarcelamiento, sino porque es una forma en que los jueces dan “pasto a las fieras de la antipolítica”.

La legisladora destacó que la expresidenta “está a derecho” en las distintas causas en las que está involucrada, “la está peleando judicialmente en una arremetida cruzada de varios jueces” que “en algún punto son funcionales a que la política como actividad transformadora no tenga valor y poder”, interpretó.

En ese sentido, en declaración al canal América TV, hizo un parangón con lo ocurrido con el expresidente Juan Domingo Perón, quien tras “sus primeros mandatos tuvo 70 causas judiciales”, dijo, que luego “quedaron en la nada” porque fueron una “arremetida por tirar abajo un ‘ismo’, el peronismo, y sin embargo subsiste hasta hoy”.

Pero “todavía hay mucho para ver, sin duda los deseos de (Graciela) Ocaña son los de muchos y ejercen una presión constante sobre el (poder) judicial”, sostuvo en referencia a los dichos de la legisladora porteña sobre su intención de que la exmandataria vaya presa por las causas de corrupción que se siguen en su contra.

“Los jueces y fiscales van a tener que pensar si quieren ser ellos los que dirigen una investigación penal o las van a dejar dirigir por otros factores de poder”, expresó.

“Si esos factores de poder predominan, Cristina puede ir presa y es lo que nosotros tememos”, admitió, aunque “no porque haya una causa real para su prisionización, sino que es una forma de dar pasto a las fieras de la antipolítica”, subrayó.

En ese sentido, consideró que si la exjefa de Estado es enviada a prisión habrá “un reclamo popular muy fuerte, la van a empoderar aún más” porque “la memoria de Néstor (Kirchner) y la presencia de Cristina para muchos es un liderazgo vivo”, aseguró.

Ocaña había dicho más temprano que esperaba que la Justicia cite a Aníbal Fernández y a Ricardo Echegaray, en el marco de la causa conocida como la mafia de la efedrina, y además señaló que se imagina a la ex presidenta “presa”.

La fundadora del espacio político Confianza Pública, ex ministra de Salud de la Nación (2007-2009) y diputada por cuatro mandatos señaló que “no es imposible que Cristina termine tras las rejas. Me la imagino presa. Es difícil, pero ojalá la Justicia actúe y que sea igual para todos”.

“La Justicia argentina ha tenido como característica que, salvo que la persona con vínculos con la política pueda escaparse, fugarse o entorpecer la investigación, acá nadie va preso”, subrayó Ocaña en declaraciones al matutino Hoy, de La Plata.

Agregó que “por ejemplo, no logro entender cómo Martín Báez, que está tan comprometido como su padre, Lázaro, siga en libertad. Tienen que estar los dos tras las rejas, pero así es la interpretación que hacen algunos jueces de la ley en los últimos años en nuestro país”.

Los jueces y fiscales van a tener que pensar si quieren ser ellos los que dirigen una investigación penal o las van a dejar dirigir por otros factores de poder

Diana Conti, diputada del Frente para la Victoria

Martín Báez, solo o acompañado por sus hermanos, voló 35

veces al exterior entre 2011 y 2015. La Justicia sospecha que

fueron viajes destinados a abrir cuentas bancarias.

Datos

Los jueces y fiscales van a tener que pensar si quieren ser ellos los que dirigen una investigación penal o las van a dejar dirigir por otros factores de poder
Martín Báez, solo o acompañado por sus hermanos, voló 35
veces al exterior entre 2011 y 2015. La Justicia sospecha que
fueron viajes destinados a abrir cuentas bancarias.

Comentarios


El kirchnerismo duro admite que Cristina “puede ir presa”