El 'Lobo' Cordone, acorralado por otro doping

Es el segundo control que le dio positivo





BUENOS AIRES (ABA).- Anoche, los dirigentes de San Lorenzo se quedaron atragantados mientras cenaban. Todo porque Carlos Daniel Cordone volvió a protagonizar un caso de doping en menos de un año, razón por la que fue inmediatamente suspendido en forma provisional, según informó ayer la AFA. El resultado positivo -no se reveló la sustancia- se dio en el control que se le realizó al delantero de San Lorenzo tras el partido que su equipo le ganó a Chacarita 2-0, el 14 de febrero por la primera fecha del Clausura.

Los jugadores, el cuerpo técnico y los dirigentes oscilaron entre la prudencia, el dolor y el disgusto. "Habíamos hablado con el jugador de que no iba a pasar más. Da bronca porque se depositó confianza en una persona y son cosas que el dirigente no puede manejar", le comentó a "Río Negro" el presidente de San Lorenzo, Rafael Savino. "¿Cómo lo tomamos? Mal, porque se le dio otra oportunidad y no respondió como esperábamos. Nosotros tuvimos en cuenta lo humano y le renovamos su contrato", deslizó el Protesorero del club, Héctor Biseca.

La AFA notificó a San Lorenzo y al Tribunal de Disciplina, que le dio al futbolista cinco días vista para pedir la contraprueba. Los próximos pasos de la AFA serán los de notificar a la Justicia Federal y a la Comisión Nacional de Antidoping, como dice la ley.

Para los casos de doping el reglamento prevé sanciones que van desde los tres meses a los dos años. La pena más dura se aplica en los casos de reincidencia, como el del delantero. Al "Lobo" ya le había dado positivo el viernes 4 de abril de 2003, tras el partido que San Lorenzo empató 1 a 1 con Gimnasia, por la octava fecha de aquel Clausura. En ese caso se le detectó un derivado de la marihuana y fue suspendido por tres meses.

En ése momento, tanto sus compañeros como el cuerpo técnico y los dirigentes del club respaldaron al atacante.

A Cordone se le vencía el vínculo con San Lorenzo pero se decidió renovarle por un año más. Sin embargo, se habría acordado que en caso de reincidir en otro caso de doping el contrato podría ser rescindido.

El perfil de Cordone es el de un hombre poco atado a la disciplina profesional. Pero en el club coinciden en que es una buena persona, que proviene de una buena familia y es uno de los más queridos. Por eso se tuvo en cuenta la parte humana a la hora de renovarle el contrato. Pero ahora la situación sería diferente: "Es un buen pibe, pero esto no es un centro de rehabilitación, es un club de fútbol", disparó, indignado, un dirigente del club.

El enojo pasa además porque Cordone, quien siempre contó con el apoyo de Néstor Gorosito, ya había tenido algún faltazo a un entrenamiento. Incluso el entrenador le dio la titularidad al comenzar este torneo. Se dice que los problemas pasan por el entorno que rodea al jugador, señalando a sus amigos de la hinchada de Alem.

Precisamente en el 2002 tuvo problemas con la justicia cuando luego de presenciar un encuentro de su equipo preferido del ascenso amenazó desde un auto con un arma de fuego a los tripulantes de otro vehículo que lo provocaron. Esto impulsó una denuncia y su detención.

Nota asociada: 37 casos en 29 años

Nota asociada: 37 casos en 29 años


Comentarios


El 'Lobo' Cordone, acorralado por otro doping