El maestro que se hizo a sí mismo

La percusión es el pulso de la vida. Por eso este hombre late. Su mirada aloja algo de furia. Y cuando habla parece no buscar amigos. Sus alumnos lo elogian tanto como lo insultan. Pero a pesar de esto último, todos hablan de Frette como de un tipo del que se aprende. Los que son capaces de atravesar su mal humor, su exigencia y sus manías, se permiten la experiencia enorme de contar con un maestro. Un maestro que se hizo a sí mismo. Buscando. Con esfuerzo. Con mila gros. Porque los tuvo. La vida fue generosa con él. Alguna diosa benefactora parece protegerlo. Y seguramente fue ella quien en el olimpo porteño de su destino le abrió más de una puerta.

Frette no fue músico hasta la adolescencia. A los 13 años trabajaba en una confitería y un día el baterista del grupo que tocaba en aquel bar faltó y llamaron a ese pibe que andaba entre las mesas y el denso humo de la noche. Esta no fue la única anécdota azarosa y bendita de su vida. Apenas indica el comienzo de una sucesión de acontecimientos que lo transformaron en uno de los mejores percusionistas del país.

Frette da clases en el IUPA desde 1999. Su fundador (Tilo Rajneri) le ofreció a él y a otro percusionista del Colón hacerse cargo de la cátedra de Percusión. «En Buenos Aires sólo había dado clases particulares, de modo que me encontraba frente a un nuevo desafío. Al principio fue duro, por el timing de los alumnos y por el lugar. Llegué con la típica adrenalina porteña y veía a los pibes re tranquilos. Me agarraba unas broncas bárbaras. Me imagino que cuando comencé mis alumnos pensarían que estaba loco, mientras que yo pensaba que ellos eran medio idiotas. Algunos me cuentan ahora que me tenían terror. Era muy, muy exigente. Quedaron aquellos que se bancaron esa exigencia. Bueno, pero eso duró poco, la cosa empezó a mejorar, a mejorar, y hoy mis alumnos se presentan a becas y las ganan (varios son becarios de Antorchas y del Fondo Nacional de las Artes), tres de ellos fueron contratado en el Colón y ya tenemos cuatro profesores recibidos aquí», cuenta él.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora