El nuevo Racing golpeó otra vez

Quinto triunfo consecutivo de la 'Academia' bajo la batuta de Guillermo Rivarola.



Racing se acordó tarde de ganar. Es que si esta racha positiva hubiese empezado unos partidos antes, habría sido serio candidato al título.

Con el 4 a 0 sobre Banfield alcanzó su quinto triunfo consecutivo y el “Charango” Rivarola está cada vez más firme en el banco 'académico'.

Apenas superior a su rival, pero con una confianza que hacía mucho no tenía, Racing fue edificando una justa victoria.

Quizás el 2 a 0 con el que terminó el primer tiempo fue un poco exagerado, pero el local supo aprovechar al máximo las pocas chances de gol que pudo elaborar. Pero fue Banfield el que llegó primero con una peinada de Ceballos que se fue apenas arriba.

El partido era trabado y ninguno de los dos se podía sacar ventajas y fue el goleador del campeonato, Lisandro López, el que empezó a inclinar la balanza. Paró de pecho en el área un centro de Guerrero y sin dejar que la pelota toque el piso sacó un zurdazo esquinado.

Después los equipos se fueron prestando el dominio del partido pero sin llegar claro. A los 31 Banfield tuvo una, cuando entraron tocando por derecha y Ceballos, cayéndose, le pegó de derech y su remate se fue apenas desviado.

Racing respondió con una contra letal. “Matute” Morales salió rápido para Guerrero, éste la cambió para “Chirola” Romero que de aire la acomodó a un costado para empezar a cerrar el partido.

Precisamente el encuentro se empezó a terminar apenas empezó el complemento con la expulsión de Javier Sanguinetti por doble amonestación.

A los 12, y en otra hermosa jugada “La Academia” llegó al tercero.

Y fue Morales el que encabezó el ataque. Tomó la pelota en la izquierda y se mandó en diagonal, recibió una pared y cuando le iba a pegar, la pelota le quedó demasiado atrás. Sobre la marcha lo vio a Barrado que venía solo por la derecha y le cedió el gol. El ex River sólo tuvo que acomodarla arriba para desatar un nuevo festejo.

En lo que quedaba, Racing se dedicó a justificar. Pudo haber descontado Banfield cuando Tavio encontró un despeje corto de Lucchetti, pero fue Cardetti el que cerró el marcador con un disparo desde afuera del área.

Esta vez no tuvo que sufrir tanto para quedarse con el partido. Sumó su quinto triunfo consecutivo y recuperó la confianza de su gente (AC).


Comentarios


El nuevo Racing golpeó otra vez