El oficialismo se impuso en Viedma, pero los "negativos" fueron un 25%

VIEDMA y SAN ANTONIO OESTE (AV, ASA).- El oficialismo venció en la capital provincial aunque cedió un buen porcentaje de sus votos en relación a la elección legislativa anterior. Ese caudal se habría derivado esencialmente a los blancos, impugnados y nulos, que superaron el 25% de los votantes que ayer se acercaron a las urnas viedmenses.

El justicialismo mantuvo el 28% (de votos positivos) de 1999, siempre considerando los candidatos al Congreso. El Partido Provincial Rionegrino -que este año se independizó de la Alianza- obtuvo un 15% mientras en 1999 había conseguido un 6,5% con su candidato a la intendencia de Viedma, Cristian Gorriti. Este se presentó a la cabeza de la lista al Senado.

La gran dispersión de los votos fue otra característica de la elección, pues otro 15% se dividieron en Viedma -casi en partes iguales- tres listas: el Socialismo Popular que impulsó al concejal Juan José Tealdi, la Democracia Cristiana que hizo lo propio con el ex peperreísta Walter Barión y el Socialismo Democrático de Jorge Bollero (que se encolumnó detrás del ARI de Elisa Carrió).

Los votos negativos rondaron el 25%, es decir, 10 puntos más que los blancos, nulos y recurridos de las anteriores elecciones legislativas. Esa diferencia porcentual -que se concentra en los nulos- representa 3.500 nuevos viedmenses con votos negativos.

Anoche, el radicalismo se mostraba satisfecho pues alcanzó el triunfo ya que en 1999 perdió la intendencia capitalina aunque venció en la presidencial y la legislativa. Este último caudal fue del 37%, unos 7 puntos más que los logrados anoche.Indudablemente, una parte del descontento fue a los partidos que comúnmente se denominan "menores" pues el Humanista y el Comunista concentran 4 por ciento de los votos cuando en las anteriores elecciones no llegaron al 1 por ciento. En cambio, el Movimiento Popular no alcanzó el 2% contra el 4,4% de 1999.

Más allá de la fuerte irrupción del voto negativo en Viedma, una verdadera incógnita se develó ayer tras la apertura de las urnas con el voto del Frente Grande disidente a la conducción de Julio Arriaga, y que responde al ala histórica encarnada por Omar Lehner y Eduardo Chironi.

En San Antonio

La Alianza derrotó al Justicialismo por unos 700 votos contabilizadas las 27 mesas de San Antonio Oeste y las cuatro del balneario Las Grutas. El elevado número de votos nulos y blancos que superó los 2.200 sufragios le dieron un tono atípico a este acto comicial.

En el marco de un importante operativo montado por las dos fuerzas partidarias mayoritarias, la conjunción de la UCR con otros sectores se llevó, según los datos extraoficiales el 32 por ciento de los votos. En segundo lugar se ubicaron los votos nulos que alcanzaron el 29 por ciento, aunque si se suman los 300 blancos los votos "negativos" superan por leve margen a los sufragios obtenidos por la fuerza ganadora. Más atrás quedó el PJ, con el 23 por ciento de los votos.


Comentarios


El oficialismo se impuso en Viedma, pero los "negativos" fueron un 25%