El Rojo y la obligación de sumar en Río Gallegos

puntos en 18 juegos cosechó Independiente. Su promedio es 0,888.



1
#

Con el pase abrochado, Pancaldo se inclina por un once juvenil.

2
#

argentino B

Archivo

En Independiente regresa a la mitad de la cancha Denis Lizaso.

Hace unos días, en una entrevista concedida a este diario, el presidente de Independiente, Gastón Sobisch, recordaba que el del Rojo “es el proceso más largo de un equipo neuquino” en competencias federales. Es cierto, Independiente nunca cayó de categoría, como sí lo hicieron otros clubes como Alianza, Centenario y Maronese. Por eso el choque de esta tarde puede ser crucial en la historia deportiva del Rojo (16 puntos). Sucede que si no suma en Río Gallegos ante Boca (28), quedará casi condenado a jugar la próxima temporada en el Torneo del Interior. El equipo de Fabián Tardella está hoy en descenso directo y necesita como mínimo quedarse con cuatro de las seis unidades que estarán en juego (último partido será con Deportivo Roca) Para hoy, la única modificación en el once titular del Rojo será el regreso de Denis Lizaso en la mitad en lugar de Roberto Daldoso. Boca, a su vez, necesita los tres puntos porque así se aseguraría la clasificación a la siguiente ronda. El que ya está en la segunda fase es Deportivo Roca (35). El equipo de Ricardo Pancaldo abrochó la clasificación el último domingo ante Huracán (CR), y para recibir hoy a Deportivo Madryn (23), presentará un once alternativo. Sólo Juan Lapietra, Maxi Zurita y Leandro Dómini conservaron su lugar en el equipo. El Aurinegro necesita ganar para seguir con chances, pero además debe esperar que Boca y Huracán no ganen sus respectivos choques. El Globo (27) recibirá desde las 16 a Cruz del Sur (22), quien se pondrá el traje de árbitro en su último viaje de esta sexta temporada en la divisional. Como en los últimos partidos, el Cruzado tendrá bajas importantes (Gustavo Ramírez suspendido, Martín Asencio lesionado) y el regreso de Walter Vega, quien hará dupla de ataque con Nicolás Gasperoni. (AN/AR/AB)


Comentarios


El Rojo y la obligación de sumar en Río Gallegos