El socialista Jospin rompe el silencio y apoyó a Chirac

El primer ministro se sumó a la campaña contra Le Pen. Advirtió del peligro de que la ultraderecha llegue al poder.



París (dpa/AFP) – Tras dudar durante varios días, el socialista, actual primer ministro de Francia y candidato derrotado a la Presidencia Lionel Jospin se sumó ayer a la campaña contra el ultraderechista Jean-Marie Le Pen.

Jospin hizo ayer un llamamiento a los franceses para que el 5 de mayo, en la segunda vuelta de las presidenciales, “expresen su rechazo a la extrema derecha y al peligro que supone para el país y para todos los que viven en él”.

Le Pen y el actual presidente de Francia, el neogaullista Jacques Chirac, lograron los dos primeros puestos en la primera vuelta de los comicios, el pasado domingo, y con ellos el derecho a estar presentes en la segunda ronda, el 5 de mayo.

Jospin, que fue tercero el domingo pasado y quedó fuera de la pugna por la Presidencia, anunció entonces su retirada de la política después de estos comicios. Sólo se pronunció sobre Le Pen por la presión que ejerció sobre él su propia formación, el Partido Socialista (PS).

Por su parte, las autoridades francesas anunciaron ayer que se esperan para este fin de semana más protestas masivas contra el candidato presidencial de la extrema derecha, Jean-Marie Le Pen.

Más de sesenta organizaciones, entre ellas movimientos antirracistas, organizaciones defensoras de los derechos humanos, ecologistas y grupos estudiantiles, anunciaron manifestaciones.

Uno de los más importantes actos se efectuará hoy en París, convocado por sindicatos, SOS Racismo, el partido Los Verdes y el movimiento antiglobalización ATTAC, entre otros, bajo el lema: “Por los derechos humanos y la democracia, contra el racismo y Le Pen”. Incluso el líder campesino Jose Bové llamó a votar por Chirac como mal menor.

Más de 300.000 personas, la mayoría jóvenes, salieron ayer a las calles para manifestarse contra Le Pen, con lo que las protestas de escolares y estudiantes alcanzaron su momento culminante. Las marchas se suceden ya desde el pasado domingo, cuando el líder de extrema derecha logró sorpresivamente su paso a la segunda vuelta de las presidenciales, que tendrá lugar el 5 de mayo y en la que se enfrentará al actual mandatario Jacques Chirac.

Grandes manifestaciones de los detractores de Le Pen se esperan sobre todo para el 1 de mayo, fecha en la que también sus seguidores planean realizar una marcha en París. Le Pen aseguró esta marchas no son espontáneas. “Superestructuras políticas” utilizan a los jóvenes y los llevan a demostraciones de odio, señaló el líder de la extrema derecha francesa. “Esto lleva a dramas como el de Alemania (donde un joven asesinó a 18 personas en una escuela;

Jean-Marie Le Pen recrudeció ayer sus comentarios sobre la inmigración, al tiempo que afirmó que no es más racista que el primer ministro británico, Tony Blair.

El jueves, Le Pen dijo a la emisora de televisión LCI que si resulta elegido presidente en la segunda vuelta de las elecciones el 5 de mayo, establecerá “campos de tránsito” para inmigrantes ilegales. Además, afirmó que Francia está “arruinada por la inmigración”.

“No soy más racista que Blair”

París (Télam-SNI).- El ultraderechista Jean-Marie Le Pen aseguró ayer no ser “más racista que Tony Blair, quien no quiere a los inmigrantes que se agolpan en Sanglatte”, campo de refugiados ubicado en el norte de Francia, en el que más de mil personas están a la espera de pasar clandestinamente a Gran Bretaña. Le Pen sugirió, en una conferencia de prensa, organizar un “tren especial” de inmigrantes desde ese campo, que desde 1999 tiene la Cruz Roja en Sanglatte, para “enviárselos” al primer ministro británico.

El ultranacionalista francés hizo estas declaraciones molesto por los conceptos del laborista Blair, quien ayer expresó su convicción en el sentido de que los franceses “rechazarán la forma de extremismo representada por Le Pen” y su “racismo repugnante”. Abierto en 1999, Sanglatte acoge a unos 1.400 emigrantes, en su mayoría iraquíes, kurdos y afganos, que tratan de llegar al Reino Unido a través del túnel del Canal de la Mancha.


Comentarios


El socialista Jospin rompe el silencio y apoyó a Chirac