El sueño se estrelló contra un paredón



#

Collino largó bárbaro, pero a la salida de una curva salió de pista y chau campeonato.

fórmula renault

Gianfranco Collino la peleó como un guerrero, pero su sueño de ser campeón se terminó cuando promediaba la vuelta inicial de la prueba de ayer de la Fórmula Renault. Se estrelló contra uno de los paredones del circuito de Potrero de los Funes y le sirvió el título a Carlos Merlo. Collino llegó a la definición segundo, a 13,5 puntos de Merlo pero con 44 en juego debido a que se disputaban dos pruebas. El reginense no clasificó bien y largó sexto. Merlo lo hizo cuarto. Movió bárbaro Collino y se acomodó cuarto, porque pasó a Merlo. El reginense fue por más e igualó a su compañero de equipo Mario Gerbaldo, pero a la salida de una curva el auto salió despedido contra uno de los paredones y se terminó el sueño. “Pensé que Gerbaldo me iba a facilitar el sobrepaso, me exigí y perdí el auto, tal vez me apuré”, contó resignado. Hoy a las 12.10 irá por la revancha, sin la chance del título, aunque tratando de lograr el subcampeonato para despedirse de la categoría de la mejor forma. En el TC 2000, que cierra su certamen, el cipoleño Federico Carabetta clasificó tercero y hoy a las 9 irá por su segunda victoria en la despedida de la categoría. Y en el Súper TC 2000, Pechito López sumó un punto más a los 9,5 que tenía de ventaja en el certamen, al conquistar la pole en Potrero. De los otros candidatos, Emiliano Spataro quedó cuarto, Matías Rossi quinto y Néstor Girolami sexto. Hoy la movida empezará con el Súper 8, que tendrá a Pechito con Pernía, Werner con Vivian, Canapino con Girolami y Rossi con Spataro. A las 13, la final

Gentileza


Comentarios


El sueño se estrelló contra un paredón