El supercross no larga por un cortocircuito



NEUQUEN (AN) - Los amantes de las motos tendrán que aguantar. Esta noche iba a ponerse en marcha la séptima edición del certamen del Sur de la República de supercross, pero surgieron diferencias entre los organizadores de la escuela de Minicross regional y los propietarios del Motocross Club Neuquén, y se determinó la suspensión de la jornada inaugural.

Jorge Montero, al frente de la escuela, señaló que "la decisión se tomó porque hay problemas eléctricos en el predio y (Sergio) Sanfilippo, como miembro de la Camod y encargado del circuito, opinó que no estaban dadas las condiciones para llevar adelante el espectáculo".

Agregó que "fue una determinación apresurada, pero queremos dejar de lado las polémicas y arreglar todo para empezar con el certamen cuanto antes".

Sanfilippo, quien se mantuvo firme en su posición, comentó que el conflicto empezó "el jueves a la noche, cuando los pilotos fueron a probar a 'La Barda'. Se quemaron algunas luces y había varios cables pelados. Es un peligro montar un espectáculo en esas condiciones".

Ayer a la tarde se hizo el último intento para cumplir con la apertura del torneo nocturno y se efectuaron algunos trabajos. Sin embargo, los tiempos no dieron y alrededor de las 19 ya les habían comunicado la decisión a la mayoría de los pilotos.

El pasado jueves hubo más de cincuenta pilotos en el trazado neuquino y se esperaba la presencia de más de ciento treinta para el debut, ya que también iban a presentarse los menores.


Comentarios


El supercross no larga por un cortocircuito