Emotiva despedida del ex presidente Ford



#

Bush padre e hijo, Bill Clinton y Jimmy Carter asistieron al funeral de Ford.

WASHINGTON.- Estados Unidos rindió ayer un solemne homenaje a Gerald Ford, cuyos esfuerzos por reunificar a un país traumatizado por la guerra de Vietnam y la caída del presidente Richard Nixon tienen un eco especial para un país profundamente dividido por la guerra en Irak.

Fue decretada una jornada de duelo nacional en todo el país para saludar a este hombre simple, elevado al rango de sabio tras su deceso el 26 de diciembre a los 93 años. "El presidente Ford asumió sus funciones en un momento terrible de la historia de nuestro país (...). En el corazón de la tormenta, Gerald Ford fue una roca de estabilidad", declaró el presidente George W. Bush en su elogio en la catedral de Washington.

"La presidencia de Ford fue breve, pero la historia recordará durante mucho tiempo el coraje y la sensatez que ayudaron a restablecer la confianza en la organización de nuestra democracia", agregó Bush, en referencia a varias decisiones controvertidas de

su predecesor, y sobre todo a la amnistía a Richard Nixon.

El féretro del 38° presidente de Estados Unidos llegó poco después de las 10 a la catedral nacional de Washington, donde ya habían ocupado sus lugares tres ex presidentes, Jimmy Carter, George Bush padre y Bill Clinton, así como numerosos dirigentes políticos de todos los partidos.

Antes recorrió en silencio las calles de la capital, con especial lentitud ante la Casa Blanca, donde la bandera estadounidense se hallaba a media asta. Cargado por ocho soldados, el féretro entró en silencio en la catedral, precedido por dignatarios, religiosos y ex colaboradores de Gerald Ford, entre los cuales el vicepresidente Dick Cheney, quien fue su secretario general en la Casa Blanca. El ex presidente George Bush, el ex secretario de Estado Henry Kissinger, el periodista Tom Bokaw y el presidente Bush tomaron la palabra para saludar la memoria del presidente fallecido.


Comentarios


Emotiva despedida del ex presidente Ford