Empiezan las tratativas por la concesión directa a CALF

La adjudicación del servicio eléctrico a la cooperativa está prevista en la Constitución provincial reformada.



NEUQUEN (AN).- La municipalidad adjudicará en forma directa el servicio de distribución de energía a CALF. Con tal motivo, el martes comenzarán las tratativas con las autoridades de la cooperativa para elaborar el contrato de concesión que le permitirá legalizar su situación como distribuidor mayorista en el mercado eléctrico nacional.

Después de tantos años de luchar por esta decisión política, la mesa directiva de CALF comandada por el abogado Marcos Silva salió a difundir públicamente la convocatoria municipal.

La adjudicación directa de este servicio público está previsto en la Constitución de la provincia de Neuquén reformada el año pasado. Permite a las cooperativas, entidades provinciales y entes autárquicos a asumir la prestación pasando por alto la licitación.

El subsecretario de Servicios Públicos Concesionados, Fernando Palladino, confirmó el llamado a los directivos de la cooperativa para "empezar a discutir" el encuadre del contrato de concesión.

Recordó que "el intendente Quiroga se refirió a esta acción en su último mensaje de inauguración del período ordinario del Concejo Deliberante" realizado el 15 de febrero y "se comprometió a avanzar en la concesión directa de CALF, tal como era nuestra decisión política una vez reformada la Constitución y su puesta en vigencia".

La aclaración de Palladino no es ingenua. Aludía a los cuestionamientos que hizo la oposición política al gobierno local cada vez que el tema CALF estuvo en discusión, adjudicándole la supuesta intención de sacarse de encima la cooperativa y de adjudicar el servicio a una empresa privada.

Desde que a mediados de la década del noventa cayó la concesión, las sucesivas conducciones de CALF hicieron lo imposible -incluso mediante el uso de la violencia, durante el mandato de Julio Barreto- para que la entidad sea reconocida legalmente como prestadora y obtener un aumento tarifario de "emergencia".

Con Silva en la presidencia de CALF, se dio inicio a una etapa de relaciones más cordiales aunque no exenta de cortocircuitos con el poder concedente, que puso en marcha la primera auditoría a la cooperativa.

Silva varió la estrategia de reclamos, y así fue que la última vez, en lugar de exigir un aumento tarifario, pidió a los concejales que determinen el "mejor criterio" que permita a CALF a realizar las obras exigidas para hacer frente a la demanda creciente. En esta misma línea, también dejó de cuestionar la polémica ordenanza que regula el servicio eléctrico y los reglamentos de suministro.

Aunque aún no se maneja una cifra firme, las versiones en el legislativo dan cuenta de una suba de 10% promedio.


Comentarios


Empiezan las tratativas por la concesión directa a CALF