En Bariloche no apagan

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- En la municipalidad de Bariloche creen que el alumbrado de los paseos públicos no deberían interrumpirse durante la temporada de verano, lo mismo que la iluminación de las calles por una cuestión de seguridad.

Lo que sí hizo el municipio, con resultados que seguramente no serán los esperados, fue implementar una política de uso responsable de la energía eléctrica en los edificios públicos.

Además proyectó la distribución de lámparas de bajo consumo entre las familias de menores recursos como parte del plan de ahorro eléctrico lanzado por la Nación.

La Cooperativa de Electricidad Bariloche (CEB) lanzó además una campaña de concientización para promover el ahorro voluntario entre los usuarios, pero más relacionada con los problemas de capacidad en la estación transformadora de la ciudad.

Como estas iniciativas no tienen carácter coercitivo, la incidencia en el consumo eléctrico de la ciudad será débil.

El secretario de Gobierno, Adolfo Fourés, señaló que resulta inconveniente restringir la iluminación de paseos público y monumentos en plena temporada turística y que tampoco se puede reducir aún más el escaso alumbrado público de la ciudad por cuestiones de seguridad.

El canje de las lamparitas se iniciará en dos semanas, sin alcance en la clase media.

El programa se articulará a través de los centros de Atención Territorial (CAAT) y las juntas vecinales, que serán las encargadas de entregar una lampara de bajo consumo por familia.

Todavía no está resuelto si el municipio centralizará la compra de los artefactos eléctricos o si delegará la operación en las juntas vecinales de los barrios elegidos.


Comentarios


En Bariloche no apagan