En la Línea Sur llovió en cuatro días casi la mitad de la media anual



Las persistentes lluvias y nevadas que se registran en la Región Sur desde el pasado domingo están causando serios problemas en rutas y localidades de la zona. En sólo cuatro días los pluviómetros registraron 45 milímetros de agua caída, es decir el 40% del promedio anual de precipitaciones de la zona.

La nieve se hizo presente en las zona más altas como El Chaiful, Ojos de Agua y Río Chico, entre otros lugares. Anoche continuaba lloviendo y en los barrios bajos de esta ciudad el agua comenzaba a sitiar algunas viviendas. Si bien desde el municipio local señalaron que no había evacuados, el temor crecía a medida que pasaban las horas y la lluvia no cesaba. “Estuvimos recorriendo los barrios porque se llovían los techos de alguna viviendas, pero no hay evacuados. De todos modos estamos alertas”, sostuvieron fuentes del área de Acción Social.

La gran humedad cortó la mayoría de los caminos vecinales y complicó aún más el pésimo estado que presentaban las rutas de la zona. La ruta Nacional 23, por ejemplo, presenta serias dificultades para los automovilistas. “Entre Pilcaniyeu y Comallo casi no se puede circular porque está muy pesado. Hay mucho barro, greda y agua sobre la calzada. Hay que andar con mucho cuidado porque el vehículo se te va para todos lados”, sostuvo un viajante de comercio que recorre la Línea Sur.

Otro de los tramos con grandes dificultades es Jacobacci-Los Menucos.

Por su lado la ruta Provincial 6 está al borde de cortarse entre Jacobacci y el sector conocido como “Bajada del Inglés”. “Si bien todavía está transitable, en ese sector la ruta está pesadísima, con mucho barro”, sostuvo Blas Aguirre de la Delegación Los Menucos de Viarse.

Por su parte en Zapala el temporal de lluvia por ahora no provocó evacuaciones. Según se informó desde el área de Defensa Civil el sector más anegado era el barrio Filca donde se preveía la utilización de bombas para extraer la acumulación de agua. “Asistimos a algunas personas con filtraciones en los techos pero por ahora la situación está controlada”, explicó Hugo Peralta, de Defensa Civil. En el barrio Trasandino la situación era estable ayer pero existía preocupación entre los vecinos.

“El alerta meteorológico está en vigencia por 48 horas y después empezaría a mejorar el clima”, aseguró Peralta.

Desde la Dirección Provincial de Vialidad se informó que la mayoría de las rutas de las región permanecían transitables con precaución. El punto más crítico se concentraba en Pino Hachado donde había comenzado a nevar. (AJ/AZ)


Comentarios


En la Línea Sur llovió en cuatro días casi la mitad de la media anual