En medio de incidentes, otro avance K por el per saltum

La oposición se retiró tras una acción prepotente de Kunkel.

DyN

BUENOS AIRES (ABA).- El kirchnerismo no dio tregua tras la media sanción del per saltum en el Senado y ayer, en apenas una hora, consiguió dictamen del plenario de comisiones de Diputados.

Ahora, a lo sumo en dos semanas, la cámara baja podrá consagrar la reglamentación.

Dada la mayoría oficialista en diputados, será un trámite de escribanía darle carácter legal al per-saltum, lo cual le permitirá al gobierno intentar saltear las instancias de apelación en el caso Clarín por la ley de Medios y llevarlo directamente a la Corte Suprema.

De todos modos, el Máximo Tribunal tendrá a su cargo decidir si en la cuestión de la ley de medios se presenta la causal de “gravedad institucional” que permitiría habilitar el per-saltum.

“Emitimos este dictamen para que en la primera semana que haya sesión el proyecto (de per saltum) pueda ser tratado y convertido en ley”, afirmó la diputada hiper-K, Diana Conti.

Los legisladores oficialistas se expresaron con euforia, provocando la reacción de la oposición en un clima de enorme tensión tras la disputa que concluyó en caos tras los agravios que lanzó el dirigente de la Cámpora Andrés “el Cuervo”Larroque en la sesión en que se convalidó con el retiro de casi toda la oposición el voto para menores de 16 años.

Larroque había calificado de “narco-socialismo” al gobierno de Santa Fe. Tal exabrupto derivó en que el Frente Amplio Progresista directamente no participara del plenario que unió a las Comisiones de Asuntos Constitucionales y Justicia.

En cambio los representantes de la UCR asistieron, pero se retiraron ante los gestos prepotentes del oficialismo.

“Nadie nos avisó, apenas llegamos y vemos que están haciendo correr el dictamen de per saltum para que se apruebe”, indicó Mario Negri (UCR, Córdoba).

Su par, Juan Tunessi, también reaccionó contra la convocatoria al plenario de comisiones realizada “entre gallos y medianoche”.

En cambio el PRO permaneció en la sala, exponiendo su postura a través del legislador Pablo Tonelli. “No hace falta reglamentar el per saltum, no es una buena solución ampliar la competencia de la Corte Suprema, se perjudica su rol y se saltean las instancias previas”.

Al momento de salir del recinto, una asesora de Tunessi le gritó a los diputados del Frente para la Victoria “corruptos” y enseguida se encontró con la reacción del verborrágico kirchnerista Carlos Kunkel: “Identifíquese” le dijo a la asesora, quien lo cruzó con la palabra: “botón”.

Kunkel le reclamó entonces a los gritos a Diana Conti, que presidía la reunión: “Pedile el nombre. Es un delito penal” la injuria.

Tunessi salió entonces en defensa de su asistente encarando a Kunkel: “Metan presa a la gente si querés, es lo único que les falta”.

Pese a las ausencias, el kirchnerismo empezó a tratar el dictamen y lo aprobó rápidamente.


Comentarios


En medio de incidentes, otro avance K por el per saltum