Encontraron a un matrimonio de porteros asesinado a golpes

La pareja tenía un perro que no ladró. La alerta la dio una familiar que no sabía nada de ellos desde hacía días

BUENOS AIRES (Télam).- Un matrimonio fue hallado asesinado a golpes en el departamento que ocupaban en el barrio porteño de Caballito, informaron fuentes policiales.

El doble crimen fue descubierto ayer, cuando una hermana de la hermana de la mujer asesinada avisó a la policía que algo raro sucedía, ya que desde el interior del departamento no respondían a sus insistentes llamados. Además, a los vecinos les había llamado la atención que las víctimas, que trabajaban como encargados de dos edificios, no habían sacado la basura de los consorcios como lo hacían siempre.

Personal de la comisaría 13 llegó al edificio situado en la avenida San Martín 1.274 y recurrieron a un cerrajero para que, con orden judicial, abriera la puerta del monoambiente de la planta baja.

Los cadáveres ensangrentados de Olga Romero, de 68 años y su esposo Luis Sibechi, de 59, ambos argentinos, fueron encontrados tirados en el piso. El cuerpo del hombre estaba cerca de la puerta, en medio de un gran charco de sangre, y el de la mujer yacía dentro de la pequeña cocina.

Los primeros policías que ingresaron, que por normas criminalísticas no pueden mover los cuerpos de las víctimas, vieron una enorme herida en la cabeza de Sibechi, lo cual los llevó a suponer que era el orificio de salida de un proyectil. Pero la posterior revisión realizada por los forenses determinó que la pareja fue asesinada a golpes «con un elemento duro y pesado, como un martillo o un caño», dijo el jefe de la seccional 13, comisario Daniel Villar.

Los médicos determinaron también que las muertes ocurrieron entre la medianoche del domingo y las 11 de ayer, que fue cuando llegó la hermana de la víctima al departamento y alertó a la policía.

«El departamento presentaba un gran desorden, el televisor estaba encendido y el perro no ladró, tal vez en razón de que es un animal muy manso», dijo el mismo policía.

«En principio no faltan elementos de valor, estaba el televisor y una videocasetera», agregó Villar, quien enseguida aclaró: «no sabemos si la pareja tenía alguna suma de dinero y fue robada».

El monoambiente está dividido en living y dormitorio por una especie de biombo, y es muy humilde.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora