Enfrentamientos por el nuevo régimen de protección de menores

Entre la judicialización y mayor respeto a todos los derechos del niño



La aprobación de un nuevo Régimen Integral de Protección de Menores provocó ayer una fuerte disputa entre el Senado y Diputados, porque representantes de ambas Cámaras impulsan proyectos diferentes.

Esto motivó que un grupo minoritario de senadores del peronismo y la UCR realizó una sesión especial para acelerar el tratamiento de un proyecto elaborado a lo largo de ocho meses.

La intención fue adelantarse al proyecto elaborado por Hilda “Chiche” Duhalde, que durante la tarde, tenía pensado tratarlo en Diputados, para así obtener el privilegio de ser la cámara de origen, lo que de acuerdo a la mecánica parlamentaria les permitiría asegurarse la aprobación final de la iniciativa. Pero fracasaron en su intento debido a que la conducción del bloque del PJ no apoyó la intención.

De este modo, pasadas las 19, sólo 24 senadores estaban sentados en sus bancas, trece menos de los necesarios para obtener quórum.

Los impulsores de la sesión fueron Liliana Negre de Alonso (PJ-San Luis), María Perceval (PJ-Mendoza), Vilma Ibarra (Frente Grande), Gerardo Morales (UCR-Jujuy) y Norberto Massoni (UCR-Chubut)s.

La implantación de un nuevo Régimen Integral de Protección de Menores tiene como objeto reemplazar el antigua Ley de Patronato vigente desde 1919, mediante la cual el Estado asume la tutela de los menores y los ubica en institutos especializados.

Ambos proyectos derogan la cuestionada Ley de Patronato, aunque los senadores argumentan que el proyecto de “Chiche” Duhalde “sigue teniendo un esquema de judicialización y de institucionalización” de los menores, dijo Morales.

En la actualidad, el juez de Menores es quien tiene la facultad discrecional para decidir el futuro de un menor por sobre la voluntad de la familia.

En cambio, el proyecto del Senado “respeta todos los derechos del niño garantizados por el Foro Mundial de la Infancia, que en la Argentina representa Estela Carlotto, según el cual la solución debe hallarse en el seno de la familia”, explicó Ibarra.

Durante la sesión en minoría también se oyeron fuertes críticas al ministro de Justicia, Horacio Rosatti, que el martes le dijo a los senadores que el Poder Ejecutivo apoyaba la iniciativa de “Chiche” Duhalde, lo que motivó a la conducción oficialista a hacer fracasar la sesión especial de este mediodía.

El senador justicialista por Chubut, Marcelo Guinle, puso en duda que el ministro Rosatti haya fijado su posición al respecto. De inmediato, Negre de Alonso aseguró haber sido testigo del encuentro: “El ministro me dijo que el Ejecutivo había resuelto apoyar el dictamen de la Cámara de Diputados, lo que le dije que era una falta de respecto para los meses de trabajo que nos llevó el proyecto”.


Comentarios


Enfrentamientos por el nuevo régimen de protección de menores