Envían a prisión a ocho exmiembros del gobierno catalán

La Justicia española les dictó prisión preventiva. Los acusa por los presuntos delitos de sedición y rebelión. Pronto podría pedir a Bélgica la detención del presidente independentista Carles Puigdemont. Convocan a una marcha para el 12 de noviembre.

El ex vicejefe del Gobierno catalán Oriol Junqueras y siete ex consejeros fueron enviados ayer a prisión preventiva sin fianza tras declarar en la Audiencia Nacional de Madrid por presuntos delitos vinculados al plan soberanista que abrió una crisis institucional sin precedentes en España.

La jueza de la Audiencia Nacional que dictó esa medida prepara también una orden europea de detención para el ex “president” Carles Puigdemont y los cuatro consejeros que se encuentran con él en Bélgica desde el fin de semana, como lo pidió ayer el fiscal general.

Si se confirma ese paso, el único de los 14 ex miembros del “Govern” que podría quedar en libertad es Santi Vila, al que la jueza dictó prisión eludible bajo fianza de 50.000 euros. Vila renunció como consejero de Empresa horas antes de que el “Parlament” en Barcelona aprobara crear una república soberana.

Todos los miembros del “Govern” destituido estaban citados a declarar ayer como investigados por delitos de rebelión, sedición y malversación por el plan soberanista y la votación del “Parlament” en Barcelona, aunque solo 9 acudieron a la cita y Puigdemont se quedó en Bélgica con los otros 4 ex consejeros.

A falta de conocer el destino del ex “president”, el envío a prisión de la mayor parte de su gabinete reactivó al independentismo y volvió a sacudir ayer el panorama político y social en el país tras semanas de tensión por el desafío soberanista en Cataluña.

“Hoy encarcelan al Govern legítimo de Cataluña. Hoy encarcelan la democracia. Pero no saben que es imposible encarcelar la libertad!”, escribió en Twitter la cuenta de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), partido independentista socio en el ex Gobierno de Puigdemont.

La entidad independentista Òmnium convocó una “gran manifestación” en Barcelona el domingo 12 de noviembre, la primera desde la declaración independentista del viernes pasado. La presidenta del “Parlament”, Carme Forcadell, criticó en Twitter: “Envían a la cárcel al Govern democráticamente elegido. Injusto. Indecente. Estamos con vosotros y con vuestras familias”.

Incluso Pablo Iglesias, líder del izquierdista Podemos que rechaza la independencia pero apoya un referéndum soberanista en Cataluña, denunció la existencia de “presos políticos”. “Me avergüenza que en mi país se encarcele a opositores”, escribió en la red social.

El Gobierno central de Mariano Rajoy, por el contrario, se limitó a recordar que no comenta decisiones judiciales.

El fiscal pidió que se dicte una orden europea de captura contra ellos, sobre la que la jueza Lamela todavía debe pronunciarse.

Cierre en Washington

La Delegación del Gobierno de Cataluña en Washington dejó de funcionar: su oficina está cerrada y las páginas de internet han desaparecido.

Desde hace días nadie responde al teléfono ni se ve a nadie allí. Fuentes cercanas al gobierno de Puigdemont
dijeron que la oficina cerró después de que Rajoy aplicara el artículo 155º.

Datos

El fiscal pidió que se dicte una orden europea de captura contra ellos, sobre la que la jueza Lamela todavía debe pronunciarse.

Comentarios


Envían a prisión a ocho exmiembros del gobierno catalán