ESCENARIO: Troupe de intrépidos



BUENOS AIRES (ABA).- Es muy temprano para pensar en una proyección presidencial para 2011. Temerario, quizá. Sin embargo, el resultado electoral de las legislativas del domingo, proyectará a dirigentes ganadores en sus distritos, sea del oficialismo o de la oposición – peronista o no – y hundirá a otros, perdedores, en medio de alianzas que son como amebas.

La mayoría jugó a pleno. Empezando por Néstor Kirchner, empeñado en matar o morir, con parada en la provincia de Buenos Aires, donde reside casi el 38% de los electores del país. Si triunfa, como prevé, por más de 5 puntos, seguirá tallando fuerte e influirá para que la sucesión K transite la vía del disciplinado gobernador Daniel Scioli. Si pierde, habrá que agarrarse fuerte.

Carlos Reutemann -la figura descollante del Justicialismo orgánico que su autopostuló para sacar de la jefatura a Kirchner-, dependerá de que pueda vencer, aunque sea por un voto, a los socialistas de Hermes Binner, en de Santa Fe.

Hoy con “feeling” con Eduardo Duhalde, el ex campeón de Fórmula 1 no tendría ninguna empacho en convocar como compañera de fórmula a Gabriela Michetti, siempre y cuando Mauricio Macri lo avale.

Claro que Macri – quien seguramente saldrá fortalecido por las performances de Michetti, en capital federal, y Francisco de Narváez, en Buenos Aires-, también especula con la posibilidad cierta de que se “manque” Reutemann, y ser entonces él quien se catapulte hacia la Rosada.

La subestimación que hizo “Lilita” Carrió de estas elecciones conspiró contra sus aspiraciones. Si no llega a entrar como diputada por el distrito porteño y su lista es desplazada al tercer lugar por la de Fernando “Pino” Solanas, se sentirá feliz en lo personal, pero sus chances hacia 2011 menguarán ostensiblemente.

Es difícil resucitar un muerto. Aún así, si la fuerza que el vicepresidente apadrina en su Mendoza natal, se impone a la del peronismo kirchnerista, seguramente la UCR irá al pie de Julio Cobos, quien sostiene su popularidad plantado en el voto no positivo que sepultó a la 125 y en el legado póstumo de Raúl Alfonsín.

 

ARNALDO PAGANETTI

arnaldopaganetti@rionegro.com.ar


Comentarios


ESCENARIO: Troupe de intrépidos