Está cerca un acuerdo por Aguas Argentinas



Actualizado a las 12:34

SALAMANCA, España (DyN – enviado especial) – El presidente Néstor Kirchner tuvo hoy un rápido primer contacto aquí con su colega español José Luis Rodríguez Zapatero, al tiempo que creía el optimismo de la comitiva oficial sobre un posible acuerdo con Aguas de Barcelona (AGBAR) para que se convierta en la futura operadora de Aguas Argentinas. El anuncio podría hacerse hoy mismo, ya que se esperaba que de un momento a otro la firma catalana emitiera un comunicado al respecto. Kirchner arribó a Salamanca en la madrugada para participar de la XV Cumbre Iberoamericana de jefes de Estado y de Gobierno.

Lo hizo a bordo de un Boeing 747 de Aerolíneas Argentinas, junto a una comitiva integrada por su esposa Cristina Fernández, el canciller Rafael Bielsa, los ministros, de Planificación, Federal Julio de Vido, y, de Defensa, José Pampuro, y el secretario Legal y Técnico, Carlos Zannini. Apenas llegó a tierra española tomaba forma la posibilidad de que el principal encuentro bilateral de Kirchner con el jefe de gobierno español pudiera llevarse a cabo hoy mismo, y no mañana, como estaba agendado.

En la conversación, los dos jefes gubernamentales trataron temas referidos al conflicto de Aguas Argentinas, en los que la administración de Buenos Aires intenta que Aguas de Barcelona se haga cargo de la operatividad del servicio tras la anunciada salida del grupo Suez, así como otros asuntos referidos a la importación de material ferroviario y a la cristalización del acuerdo con Telefónica. Paralelamente, la delegación argentina seguía con expectativa una reunión que el directorio de AGBAR mantendría en París, para intentar avanzar en la idea de que se haga cargo de la operación de Aguas Argentinas. Esta mañana, el canciller Bielsa confirmó que AGBAR “seguramente” tendrá un “papel preponderante” en las operaciones de la empresa.

“El hecho de que se retire Suez con su cuota parte de Aguas de Barcelona, no implica que Aguas de Barcelona no pueda continuar en la explotación, si esto es satisfactorio y le supone una ecuación económico financiera interesante”, destacó Bielsa en declaraciones radiales, y subrayó: “no hay un contrato de esponsales en las empresas”. Por otra parte, Bielsa descartó un “tarifazo” telefónico, pero confirmó que “se está negociando un cronograma de aumento progresivo y selectivo”.

No bien descendió del avión, a las 9 hora local (4 de Argentina), el Presidente se dirigió al hotel donde se hospeda, un ex convento medieval totalmente reacondicionado. Bajo una tenue llovizna, Kirchner y su comitiva se trasladaron luego al edificio del Ayuntamiento, donde participaron del saludo protocolar al Rey Juan Carlos I y su esposa Sofía. El Presidente, con traje azul oscuro, y su esposa, con un trajecito plateado, acompañaron al Rey y al resto de los mandatarios que asisten a la Cumbre al balcón del Ayuntamiento, desde donde saludaron a una multitud reunida en la Plaza Mayor.

La asistencia de los presidentes a la Cumbre se produce en medio de un impresionante dispositivo de seguridad, que contempla la presencia de tres mil uniformados, el corte al tránsito en media ciudad, y la permanente presencia de helicópteros.

Durante esta primera jornada, Kirchner tenía previsto asistir a la ceremonia inaugural de la Cumbre y participar de la primer reunión de Trabajo de los Presidentes (el cubano Fidel Castro no asistirá y el venezolano Hugo Chávez estaba demorado). En esa primer reunión, se analizará “la realidad socioeconómica de la comunidad iberoamericana y sus retos: hacia una agenda Iberoamericana”. Por la noche participará de una cena ofrecida por el rey Juan Carlos I.

Notas asociadas: Los servicios públicos en la agenda Comenzó la Cumbre


Comentarios


Está cerca un acuerdo por Aguas Argentinas