Estudian la suba de la tarifa de la CEB

El EPRE cree que la cooperativa busca un incremento del servicio que rondaría el 72%.

Alfredo Leiva

BARILOCHE (AB).- Para su ente regulador, la Cooperativa de Electricidad Bariloche (CEB) busca que este año su tarifa aumente más de un 70%. La distribuidora, cuando se conoció que el asunto sería debatido en septiembre y en audiencia pública, habló de una recomposición del 24%.

Cada cinco años las distribuidoras que operan en Río Negro (Edersa y Cearc, además de la CEB) deben presentar su pretensión tarifaria para el quinqueño siguiente. No se trata de un proceso de análisis de los costos de la cooperativa sino de la fijación de una tarifa que guarde relación con los números de una empresa ideal con gastos acordes con los precios del mercado, en materia de insumos y abastecimiento, y las paritarias que marcan el ritmo salarial de los trabajadores. Todo relacionado con una prestación de calidad y una tasa de retorno razonable.

Fuentes del Ente Provincial Regulador de la Electricidad (EPRE) confiaron a “Río Negro” que la idea del gobierno rionegrino es poner también en discusión en la audiencia del 10 de septiembre próximo el mecanismo de facturación de la CEB que incluye, troquelado mediante, un segundo cuerpo con otros servicios cuyo pago sólo puede soslayarse en la sede de la cooperativa.

En la web del EPRE (www.eprern.gov.ar) hay un resumen de lo que el organismo interpreta que reclamó la CEB: un aumento del 72%.

De todos modos, fuentes del ente dijeron que la pretensión sería mayor si se toma en cuenta que la tarifa media actual es de 27 centavos por kilovatio hora (kWh) y la idea es llevarlo a casi 0,50 pesos, incluido el impacto del costo de abastecimiento (generación, transporte y transformación que debe incorporarse inmediatamente al precio que pagan los usuarios), y el “valor agregado de distribución” (VAD), que es el ingreso genuino de las distribuidoras.

La factura de la CEB contiene un cuerpo principal, donde figuran los cargos fijos y variables de la tarifa eléctrica autorizada por el ente, los subsidios, el alumbrado y los impuestos, pero mediante un segundo cuerpo, separado por una línea punteada, se cobran servicios como saneamiento, salud o sepelios, la tasa municipal para bomberos y el adicional creado por una asamblea para afronta inversiones no contempladas en la tarifa. El ente no objetó hace dos semanas este procedimiento, pero ayer, el portavoz consultado, reveló que el tema será introducido en el debate de la nueva tarifa quinquenal que se analizará en audiencia pública dentro de dos meses.


Comentarios


Estudian la suba de la tarifa de la CEB