Ex ministro exige investigar "blanqueo" salarial

Es Gustavo Martínez, quien se presentó a la Justicia . "Si alguien cobró por afuera del recibo, hay delito"



El ex ministro de Coordinación Gustavo Martínez se presentó a la Justicia para que se investigue el "blanqueo" de remuneraciones en los funcionarios rionegrinos.

Martínez -también ex Fiscal de Estado en la gestión de Pablo Verani- dijo que a diferencia de determinados funcionarios (cuyas identidades no se informaron), no cobró otro aporte salarial fuera del que "constara en los recibos".

La presentación del ex jefe de la cartera de Coordinación se formalizó en la fiscalía de Daniela Zágari. Martínez hace referencia a que durante su paso por la función pública "nunca percibió remuneración alguna fuera de la que constaba en los recibos de sueldo".

Afirmó que "ni existieron gastos reservados para ningún ministro o funcionario" y dijo desconocer que "ningún otro ministro o funcionario pueda haber percibido sumas fuera de las previstas en el presupuesto".

Según su declaración, el ex ministro agregó que "mucho menos conocía la existencia de cajas que tuvieren tal destino", advirtiendo que "no entrará en el análisis sobre la decisión política de incrementar los haberes de los funcionarios político", adoptada ahora por el gobernador Saiz.

No obstante, Martínez consi

deró que corresponde abrir una investigación por cuanto "si algún funcionario pudo haber percibido sumas de dinero más allá de las consignadas en el recibo, habría cometido un delito y si un funcionario conocía que esto pudo haberse dado, debería también formular la pertinente denuncia para no incurrir también él en un accionar delictivo".

 

La decisión de Saiz

Este debate llegó a la Justicia después del impacto originado por el incremento a funcionarios con la asignación de "gastos de representación".

El argumento central lo formalizó el gobernador Miguel Saiz en una entrevista publicada por "Río Negro" el último domingo.

En esa oportunidad, el mandatario resaltó que "no fue un incremento del 80 por ciento... Lo dos lo sabemos".

Afirmó que no sabía cuánto cobraba anteriormente pero "sí sé que un ministro no vive con 2.100 pesos. Lo de ahora -agregó- no es un incremento salarial. Después, si cobraban más, de dónde lo sacaban o cómo se lo pagaban será responsabilidad de cada uno. No hay nadie con capacidad de chuparse el dedo para decir que con 1.600 pesos podía un funcionario mantener dos casas".

En lo público, Verani prefirió el silencio pero encomendó en reserva a sus ex ministros la defensa.

 

Las reacciones

La primera reacción por este tema correspondió a la ex ministra de Educación, Ana Mázzaro y -a posteriori se sumó- el ex titular de Gobierno, Esteban Rodrigo.

El ex ministro de Economía y ahora legislador, José Luis Rodríguez prefirió no meterse en la decisión del actual gobierno, pero aclaró que en su gestión "no existieron sobresueldos ni sobres, ni nada que no figuren en los recibos oficiales".

Además, reivindicó que algunos de los funcionarios que lo acompañaron en su gestión durante la administración Verani, "incluso cedieron los aguinaldos". (AV)


Comentarios


Ex ministro exige investigar "blanqueo" salarial