Flavors: admiten que hubo pago millonario

Hacienda confirmó que a la firma le dieron $ 4,3 millones. Ocurrió en el lapso de 40 días, cuando aún era investigada.

#

Pablo Verani, ministro de Hacienda. Respondió al legislador Bardeggia.

VIEDMA (AV).- Hacienda confirmó el pago en 40 días de casi 4,3 millones de pesos a favor de Flavors. El ministro Pablo Verani respondió a un pedido de informe legislativo en referencia a los desembolsos para esa ex proveedora de alimentos del Estado, cuyo contrato fue rescindido por la provincia a partir de distintas denuncias.

Entre el 10 de octubre y el 20 de noviembre pasado, la Tesorería abonó a Flavors 4.278.100 pesos, según las planillas remitidas por Hacienda a la Legislatura en respuesta a un requerimiento iniciado por el legislador Luis Bardeggia.

En octubre, el gobernador Miguel Saiz firmó el decreto que rescindió el contrato de Río Negro con Flavors. Luego, trascendieron en diciembre depósitos en favor de la empresa ya excluida del Registro de Proveedores, en plena investigación penal por los alimentos entregados.

La respuesta del ministro Verani es escueta. Informó que "los pagos efectuados por la Tesorería General a la empresa del título, en el período comprendido entre el 10/10/08 y 20/11/08, todo ello según adjunto emitido por el Sistema Administración Financiera y Control (SAFyC) donde surgen claramente número de expedientes, de las órdenes de pago, monto totales, acreedores cedidos, montos y fechas de pago. En cuanto a los motivos de pagos, rogamos pasar vista a la glosa obrante al pie de cada una de las órdenes de pago que adjuntamos".

La respuesta se completa con dos fotocopias de los pagos, y otras cuatro de las órdenes.

La Tesorería -con fecha de 8 de octubre- emitió cuatro ordenes por 1.081.949 pesos, por 1.000.000 pesos, 87.266 pesos y 2.417.669 pesos, a favor de Flavors & Cía SA por "adquisición de raciones de comida y leche, según resolución 6223/08. El total de ordenes fue 4.586.884 pesos. Estas aprobaciones se dieron dos días antes de la formal exclusión de Flavors.

Desde el 10 de octubre (fecha de esa suspensión), los desembolsos totalizaron 4.278.110 pesos, según las planillas de pagos electrónicos.

Trece fueron las cancelaciones: dos a Crediserv SA por 664.493,41 pesos, y los restantes a Nación Cactoring SA por 3.613.617,03 pesos.

Esas financieras beneficiadas -como informó "Río Negro"- concentraron la mayoría de esos pagos anteriores. Tales cesiones se explicaban en que la proveedora ya había cobrado sus certificados de parte de esas entidades, conjuntamente con otras dos: la Cooperativa Amigal y el Banco Patagonia.

Fuentes gubernamentales aseguraron que las obligaciones pendientes con la firma excluida oscilan entre ocho y diez millones de pesos.

Argumentaron que esos pasivos pertenecían a compromisos y entregas anteriores.

Pero no es menos cierto que ningún organismo de control -como tampoco las propias autoridades provinciales- tramitó la paralización y la postergación de esos pagos cuando Flavors aún era investigada -en lo judicial y administrativo- por la calidad de los productos entregados. El mismo decreto de Saiz argumenta esas deficiencias para excluir a Flavors del registro de proveedores del Estado.

Asimismo, Bardeggia -que impulsó el pedido de informe- denunció el año pasado que la empresa lograba el beneficio de los pagos mientras había cuatro a cinco cuotas impagas de dos planes impositivos del 2006, que inicialmente permitieron una exención total de tributos.

En noviembre, Hacienda resolvió suspender, en forma "temporaria" los beneficios impositivos otorgados a Flavors-Masily SA "hasta tanto concluyan las investigaciones administrativas y judiciales".


Comentarios


Flavors: admiten que hubo pago millonario