Fracasó la conciliación entre Nación y Córdoba

De la Sota y funcionarios K salieron con argumentos cruzados tras la reunión.



DyN

El gobernador cordobés, exaltado en medio de sus funcionarios, le pidió a la presidenta que “deje de lado las vanidades”.

La audiencia de conciliación a la que asistieron la Nación y Córdoba en la Corte Suprema de Justicia terminó en fracaso y dio lugar, de inmediato, a nuevas descargas de fuego cruzado, mientras la provincia se mantiene firme en su reclamo de fondos previsionales adeudados por 1.040 millones de pesos.

Al término del encuentro, el primero en recurrir a los medios fue el gobernador cordobés, José Manuel de la Sota. Dijo que el gobierno le pidió que “baje” las jubilaciones y abandone el 82 por ciento móvil que rige en el distrito mediterráneo.

También sostuvo que los emisarios de la Casa Rosada, el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, y el director ejecutivo de la Anses, Diego Bossio, exhortaron a Córdoba a tomar como promedio los últimos 10 años, en lugar de cuatro, para establecer el piso de los haberes jubilatorios.

El gobernador, lanzado en su intento por posicionarse como referente de la oposición, apuntó de lleno a la presidenta Cristina Fernández. Le pidió que deje de lado las “vanidades” y acceda a resolver las diferencias con la provincia por la vía del diálogo. Añadió que la Nación “pretende borrar con el codo” lo que firmó en el convenio de armonización hace tres años.

Minutos después de las declaraciones del mandatario, Lorenzino y Bossio encabezaron una conferencia de prensa donde retrucaron los comentarios de De la Sota y consideraron que los “problemas de gestión” que afronta la provincia son los que motivaron su reclamo judicial.

En este contexto de efervescencia, el ministro de Economía garantizó que la Nación no tiene intenciones de “restringir, recortar, ajustar ni suspender” ningún derecho adquirido de los jubilados de Córdoba, mientras Bossio instó al gobernador a “cumplir con los compromisos asumidos”.

Los funcionarios exhortaron a Córdoba a respetar el convenio firmado con el Poder Ejecutivo central para “armonizar” el sistema jubilatorio local, a cambio de que la Nación financie su déficit previsional: “La provincia no ha cumplido con la totalidad de los compromisos asumidos”, resaltó Bossio.

Tras fracasar esta instancia de conciliación, la Corte dará traslado al gobierno de la demanda que presentó Córdoba, en pos de cobrar unos $ 1.040 millones supuestamente adeudados a su Caja de Jubilaciones, Pensiones y Retiros, para que el Ejecutivo de la Nación responda por escrito.

De todos modos, Lorenzino y el titular de la Anses se mantuvieron firmes en su postura. El ministro sostuvo que el funcionario cordobés “parecía más un caudillo provincial que un gobernador”. (DyN/Télam)


Comentarios


Fracasó la conciliación entre Nación y Córdoba