Frente Amplio UNEN se presentó como alternativa al peronismo

Ocho fuerzas de centroizquierda lanzaron una coalición nacional. Buscan ser la opción “de gobierno” que ponga fin al ciclo kirchnerista. Acordaron ejes de un programa y negaron negociaciones con el PRO.



#

En el lanzamiento no hubo oradores pero sí lluvia de papelitos (Foto DyN)

ELECCIONES 2015

Con la firma del acta constitutiva, la coalición Frente Amplio-UNEN (integrada fundamentalmente por radicales y socialistas) se comprometió a ser “alternativa de gobierno” y en su propuesta -leída por el actor Luis Brandoni- intentó ponerse en las antípodas del kirchnerismo, al remarcar como objetivos la ética pública y la independencia del poder judicial, así como el rechazo enfático al “capitalismo de amigos” y a la “confusión de los intereses públicos con negocios privados”.

El Frente Amplio UNEN (FAU) quedó conformado por ocho fuerzas políticas, que en agosto de 2015 dirimirán en elecciones internas entre cinco “presidenciables” un candidato no peronista que intentará poner el fin al ciclo que se inició en 2003 con el fallecido expresidente Néstor Kirchner y continuó con su esposa Cristina Fernández.

El marco del lanzamiento fue el teatro Broadway, a una cuadra del Obelisco, y tras el himno nacional cantado por Jairo fueron ascendiendo al escenario los principales referentes de las fuerzas aliadas.

Los primeros en subir fueron: Ernesto Sanz y Julio Cobos (quienes se estrecharon en un abrazo) por la UCR; Hermes Binner (por el socialismo), Elisa Carrió (Coalición Cívica), Pino Solanas (Proyecto Sur), Victoria Donda (Libres del Sur), Luis Juez (Frente Cívico), Margarita Stolbizer (GEN) y Virginia González Gass (Socialismo Auténtico), a quienes se sumaron los economistas Alfonso Prat Gay y Martín Lousteau. Si bien nadie lo expresó, de alguna manera se insinúa un orden de prelación en quienes liderarían esta estructura: Cobos, Binner y Ernesto Sánz en primer plano, y a posteriori Carrió y Solanas, en la primera foto de unidad de dirigentes que ya se sumaron a la carrera presidencial.

En las declaraciones públicas, todos coincidieron en rechazar que existan conversaciones con el macrismo en vistas a extender la alianza, tal como se especuló y el propio Binner indicó que las futuras alianzas serán con “partidos vecinales y provinciales”.

Teniendo en cuenta la enorme heterogeneidad de los asistentes al evento de ayer, puede entenderse que la primera tarea del Frente Amplio- Unen será organizar la “tropa propia”, mostrarse como algo más que un conglomerado con aspiraciones de poder y conformar un programa de gestión que unifique a todos.

“Las encuestas señalan que existe claramente una sinergia muy interesante entre los precandidatos del FAU, pero se necesita definir una estrategia electoral inteligente que convenza a los votantes de que se trata del mismo espacio”, dijo ayer a la AFP el analista Federico Aurelio.

Es que entre los asistentes se contaron desde referentes agropecuarios como Ricardo Buryaile o Ulises Forte, hasta dirigentes barriales como el “lilito” “Toti” Flores o Jorge Ceballos; desde Humberto Tumini (de la izquierda nacional) hasta economistas como Javier González Fraga o Beatriz Nofal. Se encontraron en las primeras filas personajes de trayectoria como Rodolfo Terragno, Graciela Fernández Meijide, Juan Manuel Casella o Raúl Baglini y con actual protagonismo como los senadores Gerardo Morales, Mario Cimadevilla y Miguel Najdenoff, los diputados radicales Ricardo Gil Lavedra y del GEN como Gerardo Milman, intelectuales como Alejandro Katz y la legisladora y periodista, Norma Morandini. La fortaleza democrática de este sector quedó reflejada en el manifiesto (ver aparte), que incluye como mecanismo para resolver las candidaturas el de las internas abiertas, simultáneas y obligatorias.

Otro gran desafío será como se plasmará esta gran coalición opositora en las diversas realidades territoriales; por ejemplo la senadora por Río Negro, Magdalena Odarda (también estuvo Abel Degliantoni) comentaba que en su provincia la Coalición Cívica ARI sumaron al socialismo, pero son contrarios a una eventual unión con el macrismo por tener una “distinta concepción sobre el rol del Estado” y tampoco sería fácil un acuerdo con el radicalismo rionegrino, por quien asistieron Horacio Massaccesi, Oscar Machado y De Rege; mientras Neuquén estuvo representada por Beatriz Kreitman (legisladora Provincial) y Ricardo Villar de la Coalición Cívica- ARI, mas no del radicalismo. No hubo oradores, se proyectó un video (La Canción de Nosotros) y Brandoni leyó el referido documento que incluye compatibilizar la libertad y la igualdad, así como priorizar obras de infraestructura. Desde las bandejas, las consignas que se impusieron fueron “Patria si, colonia no” y “es para Cristina que lo mira por TV”, mientras una lluvia de pepelitos blancos le ponía el telón a la jornada.

Claudio Rabinovitch, de agencia Buenos Aires y DyN


Comentarios


Frente Amplio UNEN se presentó como alternativa al peronismo