Fueron a impedir robo en una escuela y los atacaron

Fue el martes por la noche en un colegio del Alto de Bariloche.



#

Además de causar graves destrozos los delincuentes se llevaron computadoras y otros equipos del colegio.(Foto: Gentileza Bariloche 2000 )

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- La comunidad educativa de la Escuela 320 se reunirá hoy para reflexionar sobre el violento ataque del que fue escenario el establecimiento el martes, a última hora. En aquel episodio resultaron heridos la directora y el personal policial que intervino para evitar el robo, que igualmente fue perpetrado horas después con acciones de vandalismo. Mariana Álvarez, la vicedirectora de la escuela que ayer permaneció cerrada, informó a “Río Negro” que se cursó una convocatoria a todos los padres para retomar la actividad hoy con una jornada de reflexión que ayude a entender lo ocurrido. Por su parte el delegado Regional de Educación, Pablo Zuccaro, manifestó su preocupación por la violencia del ataque que antecedió al robo y señaló la existencia de una “zona liberada total”. El funcionario informó que “en este momento estamos abocados a definir qué protocolo de intervención de seguridad vamos a tener cuando vuelva a sonar la alarma en una escuela a la noche”. La espiral de violencia comenzó pasadas las 23:30, cuando la directora Silvana Garcés concurrió a la escuela acompañada por una agente de la Comisaría 28 para constatar por qué se había activado la alarma. Minutos antes la madre de un alumno le había avisado que estaba sonando la sirena de seguridad del edificio y Garcés dio parte a la policía, que realizó una inspección de rutina sin detectar anormalidades. Cuando la directora ingresó al establecimiento para desactivar la alarma, acompañada por una agente de la Unidad 28, fue sorprendida por una lluvia de piedras que las obligó a recluirse en el edificio mientras el móvil policial y el esposo de la docente se retiraban para eludir las crecientes agresiones que, al parecer, provenían de un nutrido grupo de jóvenes. Álvarez estimó que la presencia policial habría desatado la inusitada pedrea sobre la escuela, que luego se trasladó contra los móviles policiales y contra la Comisaría 28, ubicada a cuatro cuadras del lugar. “Calculamos que se violentaron cuando vieron a la policía, porque hemos tenido otros episodios en los que intentaron entrar y la directora vino a apagar la alarma con su marido sin problemas, sin violencia”, explicó la vicedirectora. Luego de asegurar la puerta trasera violentada por desconocidos y detener la alarma, las mujeres tuvieron que correr hacia el patrullero que las había ido a rescatar, pero la lluvia de piedras destrozó la mayoría de los vidrios y le provocó lesiones en la frente a Garcés, en el labio a la agente que la acompañaba y en la cabeza a conductor del vehículo. Horas después los agresores volvieron a la escuela, provocaron nuevos destrozos y robaron la fotocopiadora, una computadora nueva, una impresora, un microondas y un equipo de música, entre otros objetos de uso diario. “Rompieron la puerta antipánico para ingresar a la escuela pero después, cuando volvieron, rompieron la puerta de la dirección a patadas, la de sala de maestros y también la puerta de entrada”, relató Álvarez. En diálogo con “Radio Seis”, Zuccaro destacó el hecho de que “después de una situación tan dramática como la que se vivió vengan a llevarse la fotocopiadora habla de una zona liberada total, de un nivel de impunidad donde puedo hacer lo que quiero”. El funcionario recordó que la escuela “no se vio afectada para nada” durante la crisis social desatada en junio de 2010 por los asesinatos de Diego Bonnefoi, Sergio Cárdenas y Nino Castro, pese a encontrarse en el medio de los barrios donde se registraron las muertes y los peores disturbios.


Comentarios


Fueron a impedir robo en una escuela y los atacaron