Fuerte polémica por loteo y prácticas ambientales

El Concejo aprobó el emprendimiento en la Vega Plana de San Martín



#

La oposición reclama al Ejecutivo por no haber participado del análisis del proyecto al área de Planificación de la comuna.

Archivo

SAN MARTÍN DE LOS ANDES (ASM).- Con fuertes críticas a la actuación de la secretaría de Planeamiento del municipio y voto dividido, los concejales aprobaron la factibilidad ambiental de un loteo que incluirá la instalación de un establecimiento educativo, un seminario religioso y terrenos para viviendas y locales comerciales. En tanto, una asociación civil conservacionista reclamó a la intendenta que revise la decisión, a partir de un planteo administrativo que fue desechado por la mayoría en el Deliberante. En efecto, minutos antes de la última sesión, la Asociación Civil Conservación Patagónica de San Martín de los Andes había presentado por mesa de entrada del Deliberante una impugnación que pretendía evitar el tratamiento del tema en el recinto para volverlo a comisión. Sin embargo, el proyecto fue luego aprobado por mayoría. Se trata del polémico loteo Los Cauquenes, más conocido aquí como “Loteo Fasta” en la Vega Plana, un área de tierra frágil y humedales, que actúan como reguladores naturales de las crecidas. Sin embargo, las ediles de la oposición, Ana Ambrogi (Une) y Emilia Otharán (Proyecto Sur) no cuestionaron en sí el proyecto del inversor proponente, que incluso consideraron sólido y bien fundamentado, sino la “falta de actuación” de la Secretaría de Planificación, por incumplimientos de obligaciones que desde hace casi dos años impone la nueva ordenanza reguladora del uso del suelo para esa porción de tierra sanmartinense. Ambrogi se refirió así a los alcances del artículo 50 de la ordenanza 8390, que encomienda a la Secretaría de Planificación la formulación del “Código de Buenas Prácticas Ambientales para la Vega y Los Faldeos”, así como la conformación de un “Sistema de Salvaguardas Ambientales”. Al mismo tiempo, la legislación obliga a la misma secretaría a confeccionar la adecuación de la ordenanza de “Evaluación de Impacto Ambiental (de 1984)”, para su aplicación en sintonía con la nueva normativa para la Vega. Ambrogi dijo que “han pasado dos años sin hacer nada”, cuando estos instrumentos son vitales para evaluar los proyectos de desarrollo en el área. También llamó la atención sobre “contradicciones flagrantes” entre distintos dictámenes de asesoría letrada sobre la viabilidad del proyecto. A su turno, el concejal emepenista Juan Insúa, presidente de la Comisión de Planeamiento del Deliberante, leyó en sesión un documento con detalles sobre las exigencias ambientales que deberán ser contempladas durante la etapa de desarrollo del proyecto. Antes, en diálogo con la prensa, el presidente del Deliberante, Raúl Pérez, también del MPN, había hecho una encendida defensa de la calidad del proyecto Los Cauquenes, asegurando que sus impulsores completaron todos y cada uno de los requisitos planteados por el municipio para la urbanización. La aprobación de la factibilidad ambiental habilita al Ejecutivo a la firma conjunta de la documentación, que permitirá el avance de las obras una vez completados los pasos administrativos y técnicos.


Comentarios


Fuerte polémica por loteo y prácticas ambientales