Ganaderos amenazan con cortar puentes

"Kirchner parece un animal acorralado que quiere morder", dijeron

MERCEDES, Corrientes.- Las entidades agropecuarias con representación nacional se hicieron eco ayer del clamor de los ganaderos argentinos que, reunidos en esta ciudad, exigieron el levantamiento de la prohibición de las exportaciones cárnicas, so pena de marchar hacia medidas de acción directa en el corto plazo.

El titular de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Mario Llambías, consideró que el presidente Néstor Kirchner se comportó como "un animal que se encuentra acorralado y quiere morder" al ampliar la suspensión de las exportaciones al ganado en pie.

Durante la lectura de adhesiones a la asamblea, un grupo de ganaderos correntinos advirtió que "si el presidente (Néstor) Kirchner no cede, la Argentina va camino a convertirse en Venezuela y en 20 días no podrá exportar nada", vaticinaron y afirmaron que si llega esa instancia, "cortaremos los puentes internacionales para ser escuchados".

Los productores hicieron oír sus quejas durante una asamblea que se realizó ayer aquí y concluyó con duros discursos de los presidentes de la SRA y Confederaciones Rurales Argentinas, Luciano Miguens y Mario LLambías, respectivamente.

Miguens definió la situación como de "encrucijada para la ganadería argentina, que enfrenta una demanda como nunca pero una oferta estática" y expresó luego que "yo entiendo y comparto el clamor de los productores, pero como dirigente rural debo seguir buscando el diálogo".

El dirigente agregó que "vamos a intentar una salida dialogada o concertada con el gobierno nacional, hasta que sea necesario llevar adelante otras medidas para que nos escuchen".

Más específico fue Llambías, al afirmar que "hacemos estas asambleas por que nos dimos cuenta de que al gobierno le dolían y la prueba está", agregó, "en los inconvenientes que tuvo la gente para llegar hasta aquí", en alusión a los operativos ruteros montados por Gendarmería.

Las referencias de Llambías tuvieron que ver con sugestivas detenciones de los vehículos que transportaban pequeños productores, obreros rurales y periodistas hacia la ciudad de Mercedes.

La Gendarmería detuvo a una combi con doce periodistas, a los que obligó a descender y exhibir documentos mientras los efectivos requisaban el vehículo, algo que solo ocurrió con los representantes de la prensa y los pequeños productores que se dirigían a la asamblea en camiones.

Ese procedimiento de la Gendarmería fue repudiado durante las deliberaciones que tuvieron lugar en el predio rural de esta ciudad, donde el titular de la Asociación de Sociedades Rurales, Ricardo Mathó Meades, relacionó el hecho con "la supuesta intención del gobierno nacional de impedir la difusión de la asamblea". (DyN/Télam)

Notas asociadas: CONFLICTO POR LA CARNE: Miceli ratificó que no se negocia sin baja de precios  

Notas asociadas: CONFLICTO POR LA CARNE: Miceli ratificó que no se negocia sin baja de precios  


Comentarios


Ganaderos amenazan con cortar puentes