Grave diagnóstico del hospital Heller de Neuquén

El director trazó un cuadro crítico del nosocomio.



#

Las autoridades del hospital denunciaron falencias de todo tipo y advirtieron sobre los riesgos de funcionamiento.

NEUQUÉN (AN) - “Las cisternas de agua no se han limpiado en el último año, los matafuegos tiene la carga vencida y la estructura general comienza a mostrar la falta de trabajos correctivos”, advirtió el director del hospital Horacio Heller, Osvaldo Neder. El funcionario trazó un crítico y amplio panorama del funcionamiento del centro asistencial del oeste de la ciudad y alertó sobre la necesidad de que el gobierno adopte las medidas correctivas necesarias, para evitar una profundización del deterioro de las prestaciones y consecuentemente la inevitable afectación de atención de la gente. Neder apuntó a la cuestión central del problema: los recursos destinados a Salud. “El presupuesto 2010 enviado por Hacienda a la Legislatura es sensiblemente inferior al que elevó la subsecretaría de Salud, lo que limita esos fondos y obliga a reducir costos sin medir consecuencias que dichas acciones pueden tener sobre el funcionamiento de los hospitales y centros de salud”, sostuvo en un comunicado. El Heller tiene los servicios de apoyo tercerizados: comida a pacientes y guardias; seguridad, limpieza, lavadero, parquización y mantenimiento en general. “La precariedad contractual y el atraso en los pagos es una constante observada desde hace más de un año. Limpieza y seguridad trabajan sin contrato desde mayo; mantenimiento desde julio. Con el resto de las prestatarias vencen los contratos en pocos días más”, detalló el funcionario. Indicó que el atraso en los pagos trajo como consecuencia la amenaza de cortes, caídas de los servicios “y la decisión de cortar definitivamente alguno de ellos para abaratar costos. Por ello desde la subsecretaría de Salud se decidió suspender el servicio de mantenimiento general y probablemente continúe con medidas similares en otros rubros”. “Mantenimiento no es un servicio prescindible como puede llegar a imaginar quien desconoce el funcionamiento de un hospital, sino básico. Sus acciones son de índole preventivas como correctivas y están íntimamente relacionadas. Si un equipo o sistema deja imprevistamente de funcionar, puede acarrear consecuencias graves para la salud de las personas”. Añadió que este rubro, que incluye el manejo de los equipos de incendio, alarmas, central eléctrica, red de gas, cloacas y pluvial y mantenimiento general del edificio, sufrió un recorte presupuestario desde octubre. Lo atiende un solo operario diario y sin aportes de insumos.

Luis García


Comentarios


Grave diagnóstico del hospital Heller de Neuquén