Gresca en Uruguay



El partido amistoso que jugaban ayer en Maldonado, Uruguay, Peñarol y Newell´s, terminó de la peor manera: el encuentro fue suspendido a los 37´ del primer tiempo por una gresca generalizada entre los jugadores.

El hecho se produjo tras un enfrentamiento en el medio de la cancha en que el uruguayo Mozo golpeó a Mateo, y provocó la reacción de los demás futbolistas argentinos. Los jugadores visitantes se retiraron a los vestuarios sin que quedara claro si pensaban continuar jugando, los locales saludaron al público como si se despidieran y los hinchas de ambos equipos intercambiaron proyectiles.

Al momento de la suspensión Peñarol ganaba 1-0 por un gol de cabeza de Brian Rodríguez a los 34.

Después del encuentro, Néstor Sensini, técnico de Newell´s, lamentó lo sucedido “porque uno viene a tratar de hacer amistosos y después salen estas cosas. Incluso hubo algunos petardos atrás del arco de Peratta al principio. Después no había más seguridad para seguir el partido. Nos duele mucho porque nuestra única intención era jugar. Esto no es bueno ni para nosotros ni para Peñarol ni para la gente”, dijo el DT rosarino.


Comentarios


Gresca en Uruguay