Guido se lució y el reloj se paró



NEUQUEN (AN).- Guido Montecino hizo dos goles, tiró una rabona de antología y llevó a Sapere a lo más alto de la zona A del Apertura neuquino. Sin embargo, Sergio Gatica se robó la noticia, no ajustó su reloj en el entretiempo y la segunda mitad duró ¡56 minutos, 21 segundos!

Ocurrió en la cancha de Independiente, donde el elenco del barrio neuquino batió a Petrolero, por 2 a 1, en un partido de escaso nivel futbolístico, pero con hechos tragicómicos que primero provocan risas, pero después dan ganas de llorar.

La actuación de Gatica fue "parejita" de principio a fin. Se apuró en la expulsión del "Corcho" Ariel San Martín, amonestó a otros ocho jugadores, no cobró un claro penal y hubo otra acción adentro del área que, al menos, fue dudosa.

De yapa, más de 11 minutos extras, mientras desde la tribuna se escuchaba un "dale Checho, terminalo". Si hay confianza que se note...

Al margen del Gatica-Gate, hay que decir que el resultado lógico hubiera sido un empate. Sapere tuvo más la pelota, pero no mereció la victoria.


Comentarios


Guido se lució y el reloj se paró