Gutiérrez buscó justificar el aumento a los jueces

Afirmó que es para mejorar el servicio de Justicia. Se afianza como el sector que cobra mejores salarios.



#

Los ultrasobischistas Gutiérrez y Suste durante el tratamiento del polémico aumento a funcionarios y magistrados.

NEUQUEN (AN).- Con el incremento que la mayoría de los diputados aprobaron para el Poder Judicial, los magistrados y funcionarios judiciales se afianzaron como el grupo con los salarios más altos de la provincia.

“El aumento de las remuneraciones es una de las medidas tendientes a dar mayor eficacia y eficiencia al servicio de justicia, lo que constituye una garantía para la ciudadanía de Neuquén”, fundamentó el diputado ultrasobischista Oscar Gutiérrez antes de pedir el acompañamiento al proyecto que presentó el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) y que se convirtió en la ley 2525 en la madrugada de ayer.

La ley resume el acuerdo salarial que firmaron el TSJ y la conducción del gremio de los empleados judiciales, Sejun. Para los empleados representa un aumento del 34%, que lo cobrarán en dos etapas. La primera retroactiva a marzo y la segunda desde septiembre.

Como impactará el incremento en las categorías de los magistrados y funcionarios, que lo cobrarán en tres etapas, es una información que se mantuvo en reserva durante todo el proceso. La primera será retroactiva a marzo y equivale al 50% del aumento, la segunda desde enero próximo cuando reciban el 40% y el 10% restante lo cobrarán en julio de 2007.

Aunque no se conoció a cuánto ascenderá el sueldo de un vocal del TSJ, en la Legislatura se manejan que ganarán entre 19.000 y 20.000 pesos, según la antigüedad.

El contador del Poder Judicial, Alberto Paponi, dijo el martes ante los diputados, y a modo de ejemplo, que un camarista, con 29 años de antigüedad, que ganaba 9.500 pesos de salario bruto cobrará en septiembre 12.900 pesos. En enero próximo ganará 14.400 y desde julio 15.130 pesos. Además recibirá en septiembre otros 20.400 pesos de retroactivo.

Los diputados que aprobaron el proyecto incluyeron algunos modificaciones. Aumentaron los aportes que los jueces deben realizar a la caja previsional del ISSN y convirtieron todas las sumas que cobran los jueces y funcionarios en bonificables y remunerativas para tratar de evitar nuevos juicios por diferencias en las liquidaciones. Dijeron que no lograron alterar los aumentos acordados por la ley de enganche que rige en el Poder Judicial.

Gutiérrez explicó que “el parámetro objetivo que se tomó es las remuneraciones que perciben los integrantes de la justicia federal, con asiento en Neuquén”. “La estructura de nuestro Poder Judicial debe dar cumplimiento al mandato constitucional de afianzar la justicia y con la finalidad de resguardar el acceso a una justicia rápida e ir acorde con los tiempos que corren”, afirmó Gutiérrez.

El debate fue seguido por un nutrido grupo de dirigentes de Sejun, encabezados por Edgardo

Chervabaz, que coparon la barra de la Legislatura.

Carlos Moraña, del Frente ARI-PI, se opuso al proyecto y criticó los fundamentos de Gutiérrez. “Se dice que vamos a tener mejor resolución de la justicia porque le demos aumento a los jueces. Quiero creer que los jueces hoy, independientemente de lo que cobren, están trabajando como deben. Me preocuparía muchísimo que no fuera así, si no habría que pagarles por sentencia”, indicó.

Y lamentó que “con la lucha de los trabajadores se benefician los demás”.


Comentarios


Gutiérrez buscó justificar el aumento a los jueces