Habilitan una nueva traza en la reserva de La Lobería

Es el apostadero más importante de la Patagonia

VIEDMA (AV)- Hay una nueva traza para ingresar al Centro de Observación de la reserva faunística de La Lobería.

Este es el apostadero de lobos marinos más importante de la Patagonia, con una población que supera los 7.000 ejemplares y que en esta época del año ofrece un espectáculo adicional, como son las pariciones de las lobas.

Desde la cima del acantilado, a unos 30 metros de altura, y a través de extensas pasarelas de madera, se puede observar la actividad de los lobos sobre una enorme fuente de rocas que baña el mar pero que no desaparece con marea alta.

La nueva traza ya habilitada fue dibujada a varios metros de la actual, que con los años y el deterioro del acantilado, algunos tramos, quedaron próximos al vacío.

 

Detalles

 

Si bien ya ha sido instalada la cartelería y está habilitada la nueva vía, aún le faltan pequeños detalles.

De todos modos, puede ser utilizada sin ningún inconveniente, según explicó el coordinador de las Áreas Protegidas de la provincia del Consejo de Ecología y Medio Ambiente, Atilio Namuncurá.

Agregó que la traza vieja quedará sólo habilitada para caminatas vinculadas a la observación y la fauna del lugar a cargo de los guarda ambientales de la reserva.

 

Partos y copulaciones

 

Con las pariciones de las lobas en esta época del año se produce también el arribo de los machos que se fueron a descansar y alimentarse por unos meses.

Sucede que tras los partos las lobas entran en celo a los siete días del parto y los machos llegan antes para conformar sus harenes.

En estos días comienzan los partos que se pueden observar perfectamente desde las pasarelas de los acantilados, situación que se incrementa en enero y febrero, contabilizándose hasta 12 nacimientos por día.

Al margen de este hecho natural que pareciera pasar desapercibido para la parturienta, es impactante observar el papel que juegan otros integrantes de la fauna de la Lobería como las gaviotas que actúan como verdaderas parteras: son las encargadas de cortar el cordón umbilical del bebé y de limpiar todos los restos de esa improvisada sala de partos. Una buena iniciativa para los turistas.


Comentarios


Habilitan una nueva traza en la reserva de La Lobería