Hallaron golpeada y desmayada a una docente

Fue en la villa del Puerto de San Antonio Este.

PUERTO SAN ANTONIO ESTE (ASA).- La pequeña comunidad portuaria vivió conmocionada estos dos últimos días debido a un extraño hecho del que fue víctima una humilde mujer, madre de varios hijos y empleada de la guardería municipal de esta villa, quien fue golpeada y dijo haber sido raptada.

Trascendió que la Policía investiga esas y otras hipótesis.

La víctima fue identificada como Liliana Candia, de 40 años, y se recupera de sus lesiones leves en el hospital de San Antonio Oeste.

Los empleados y los chicos que diariamente concurren a la guardería se encontraron el jueves con la puerta cerrada.

Los padres de los pocos pequeños que ese día asistieron, tuvieron que llevarlos nuevamente a sus casas. "Cuando vimos que Liliana no llegaba pensamos que podía estar enferma, además una compañera de trabajo había dicho que la había visto medio decaída el día anterior", afirmó el delegado municipal Wálter Hermida. "Así que por ese día se suspendió la apertura de la guardería", sostuvo.

Pero la preocupación ganó la villa cuando horas más tarde llegaron a la delegación las hijas de la mujer, de 15 y 19 años, quienes le dijeron al funcionario que su madre había salido antes de las 7 para ir normalmente al trabajo.

Las jovencitas hicieron la denuncia y se montó un operativo de búsqueda. Fuentes portuarias indicaron que las mismas chicas contaron que ese día no la habían podido despertar para que fuera a trabajar, ya que habían visto que tomaba unas pastillas.

Algunos vecinos del lugar que colaboraron con la búsqueda, pensaron en alguna trágica determinación, ya que atravesaba por algunos problemas conyugales con su ex marido, un pulpero de apellido Firmapaz, que tiene una pequeña casa junto al mar, en la curva de la baliza San Matías.

Cuando la inquietud era generalizada, se recibió en la comisaría 62 el llamado telefónico de un vecino del lugar. Informaba que había una persona caída a la vera de la ruta, justamente en cercanías de la baliza.

En ambulancia, la mujer fue trasladada hasta San Antonio Oeste. Relató a quienes la atendieron que un auto la había atropellado 200 metros antes de llegar a su trabajo. Dijo que un hombre y una mujer que iban e el vehículo, ofrecieron llevarla a la sala de Primeros Auxilios, pero que en cambio tomaron hacia la ruta, la golpearon en la cabeza y en las piernas, le provocaron algunos cortes y la dejaron abandonada.

Denunció haber deambulado por la ruta y por la playa hasta que cayó junto a la cinta asfáltica a unos 10 kilómetros del puerto, donde a las 18.50 la encontró el vecino que llamó a la Policía.

El subcomisario Eduardo Martínez, a cargo de la Unidad 62 de la villa, informó que se investiga esa y otras posibilidades en relación a este extraño hecho.

Del vehículo oscuro que la mujer dice que la atropelló en la villa nadie sabe nada.

Las lesiones que confirmó el médico policial son un hematoma en la cabeza, cortes en las manos y moretones en los pies.

Interviene el Juzgado 4 a cargo de Pedro Funes.


Comentarios


Hallaron golpeada y desmayada a una docente