Hay malestar por la posición de Riquelme



BUENOS AIRES (Télam).- El delantero Guillermo Barros Schelotto no jugará el próximo domingo ante Chacarita Juniors ya que acumula cuatro tarjetas amarillas y el cuerpo técnico de Boca Juniors quiere preservarlo para el superclásico ante Ríver Plate.

El cotejo con Chacarita, que se disputará en el estadio de San Lorenzo a las 17.10, es el encuentro previo al gran choque del domingo 10 de marzo en la “Bombonera”.

En cambio, sí integrarán el equipo frente al “funebrero” el enganche Román Riquelme y el mediocampista Mauricio Serna, totalmente recuperados de sus respectivas lesiones.

Riquelme padecía un traumatismo en la rodilla derecha y Serna tenía una contractura en el músculo sóleo de la pierna derecha, por lo que no viajaron a Ecuador.

El plantel que derrotó 2 a 1 a Emelec, en Guayaquil, se entrenó ayer en forma liviana en la “Bombonera”, tras un viaje agotador que incluyó escalas en Lima y el puerto chileno libre de Iquique.

En horas del mediodía y con evidentes signos de cansancio, la delegación “xeneize” arribó al estadio y tras el cambio de indumentaria los futbolistas se dirigieron al campo de juego, donde durante unos 20 minutos realizaron ejercicios regenerativos.

El descanso vino luego de un baño de inmersión, tras lo cual los jugadores se trasladaron a sus respectivos domicilios, ya que mañana a las 9.30 deberán presentarse nuevamente para la práctica que se realizará en el complejo de Casa Amarilla.

Precisamente en ese lugar y bajo una intensa lluvia practicaron ayer por la mañana a las órdenes del preparador físico Alfredo Altieri, además de Riquelme y Serna, los siguientes jugadores: Mauro Astrada, Javier Marchant, Carlos Tévez, César González, Alfredo Moreno, Johathan Fabro, Esteban Herrera, Jorge Martínez y Javier Villarreal.

El defensor Joel Barbosa tiene una inflamación en el nervio ciático, mientras que el lateral derecho Jorge Martínez se recupera de una tendinitis en el talón de Aquiles y el cordobés Javier Villarreal sigue mejorando de una sinovitis en la rodilla derecha.

Por su parte, el volante croata Antonio Franja, que será sometido a prueba, hoy concluyó los exámenes médicos con la realización de un electrocardiograma y se espera que mañana comience finalmente las prácticas con el plantel superior.

También se presentó al entrenamiento el centrodelantero Antonio Barijho, quien había faltado sin aviso previo a los ensayos de los últimos días.

El atacante, que no figura en los planes del entrenador Oscar Tabárez, es pretendido ahora por el Santiago Wanderers, de Chile, que le ofreció un contrato de 90.000 dólares por temporada, pero como en Boca gana alrededor de 200.000 dólares por año, ya descartó esa operación.


Comentarios


Hay malestar por la posición de Riquelme