Hay unos 600 vendedores



NEUQUÉN (AN).- El proyecto arquitectónico de remodelación de la feria Unión de Mayo contempla también un nuevo sistema de control y fiscalización de feriantes y productos. Según un relevamiento realizado entre municipio y comisión de feriantes, existen en la feria Unión de Mayo 300 puesteros y 300 manteros. A cada uno se les entregará una credencial. En el documento se consignarán los datos personales del feriante y el número de puesto asignado. En la parte posterior, se detallará la mercadería que vende. Todos los domingos, en el ingreso principal de la feria se les exigirá la tarjeta y personal de Bromatología chequeará que el feriante ingresa solo con la mercadería que consta en la credencial y estado y calidad de los productos. Los controles también se realizarán a la salida del predio. “En nuestro plan de gobierno asumimos el compromiso de mejorar las condiciones de la Feria Unión de Mayo y dotarla de una infraestructura mínima, trabajando de manera conjunta con los feriantes”, dijo el intendente Horario Quiroga. Sin embargo, –aclaró– a medida que avanzaron en el proyecto se fueron agregando elementos y hoy están en condiciones de asegurar que la zona oeste contará con un gran predio ferial que además se podrá utilizar con otros fines. “Estamos trabajando en la jerarquización de un espacio público, bajo criterios de seguridad, higiene y principalmente, respecto de las normas”, comentó el intendente Horacio Quiroga en su proyecto de transformación del predio.


Comentarios


Hay unos 600 vendedores